Allergan rechaza oferta mejorada de Valeant y de accionista Ackman

martes 10 de junio de 2014 11:39 GYT
 

(Reuters) - Allergan Inc, el fabricante del Botox, rechazó la oferta de adquisición mejorada por 53.000 millones de dólares de Valeant Pharmaceuticals International y del inversor activista William Ackman, reiterando que la cifra le asigna un valor inferior a la empresa y que es demasiado riesgoso para los accionistas.

Valeant y Pershing Square Capital Management habían realizado una oferta conjunta por la empresa el 22 de abril, que Allergan también declinó, diciendo que sus planes de recortar gastos afectarían el crecimiento de la empresa.

Allergan se ha negado hasta ahora a ingresar a discusiones sobre un acuerdo.

El 28 de mayo, Valeant y Ackman, que dirige a Pershing y que tiene una participación de casi un 10 por ciento en Allergan, mejoraron su oferta conjunta.

Sin embargo, a los inversores les disgustó la propuesta y vendieron sus acciones, por lo que los interesados volvieron a mejorar su oferta el 30 de mayo, ofreciendo más efectivo.

"No consideramos que su propuesta final ofrezca un valor suficiente o definitivo para garantizar discusiones entre Allergan y Valeant", dijo el presidente ejecutivo de Allergan, David Pyott, en una carta enviada al presidente ejecutivo de Valeant, Michael Pearson.

La oferta, que incluye 72 dólares en efectivo más 0,83 acciones de Valeant, actualmente es de 177 dólares por acción, o 53.000 millones de dólares.

El valor de la oferta se calculó sobre la base de los 303,5 millones de acciones diluidas en circulación al 31 de marzo de 2014 y de la tenencia de Ackman de 28.878.638 acciones.

Valeant y Ackman no tuvieron disponibilidad inmediata para hacer declaraciones.   Continuación...

 
En la imagen las oficinas de Farmacéuticas Valeant International Inc. en Laval, Quebec , 20 de mayo de 2014. Allergan Inc, el fabricante del Botox, rechazó la oferta de adquisición mejorada por 53.000 millones de dólares de Valeant Pharmaceuticals International y del inversor activista William Ackman, reiterando que la cifra le asigna un valor inferior a la empresa y que es demasiado riesgoso para los accionistas. REUTERS/Christinne Muschi