29 de agosto de 2014 / 17:48 / hace 3 años

Gasto del consumidor en EEUU cae en julio, confianza sube a máximos en 7 años

Un grupo de clientes a la salida de una tienda American Eagle Outfitters en Broomfield, EEUU, ago 20 2014. El gasto del consumidor estadounidense cayó en julio por primera vez en seis meses, pero la confianza en los hogares alcanzó en agosto un máximo nivel en siete años. REUTERS/Rick Wilking

WASHINGTON (Reuters) - El gasto del consumidor estadounidense cayó en julio por primera vez en seis meses, pero la confianza en los hogares alcanzó en agosto un máximo nivel en siete años.

Al mismo tiempo, la actividad fabril en la región central de Estados Unidos registró un fuerte avance este mes, en otra señal de que la economía permanece sobre terreno firme.

“La debilidad en el gasto se disipará rápidamente este otoño (boreal), pues la confianza del consumidor es respaldada por máximos históricos en el mercado de acciones, el aumento de los precios de las casas y la mejoría en las condiciones del mercado laboral”, dijo Michael Woolfolk, estratega de mercados globales de BNY Mellon en Nueva York.

El gasto del consumidor, que responde por más de dos tercios de la actividad económica en Estados Unidos, bajó un 0,1 por ciento el mes pasado luego de subir un 0,4 por ciento en junio, dijo el Departamento de Comercio.

Economistas pronosticaban un incremento del 0,2 por ciento.

Al ser ajustado por inflación, el gasto del consumidor registró un retroceso del 0,2 por ciento en julio.

El gasto fue contenido en parte por un declive en las compras de automóviles y una caída en la demanda por servicios básicos, provocada en parte por el clima.

La debilidad en el gasto llevó a algunos economistas a reducir sus pronósticos para el crecimiento económico del tercer trimestre.

Goldman Sachs recortó su proyección en dos décimas porcentuales, a un 3,1 por ciento anual. La empresa pronosticadora Macroeconomic Advisers redujo su previsión en un porcentaje similar, a un 2,9 por ciento.

La economía de Estados Unidos creció a una tasa anual de un 4,2 por ciento en el segundo trimestre, con un avance del 2,5 por ciento del gasto del consumidor.

Pese a la reducción de las expectativas, los economistas esperan otro trimestre relativamente fuerte, dado el aumento de la confianza, el fortalecimiento del mercado laboral y avances en el gasto en manufacturas y empresas.

El gasto gubernamental y en vivienda también está aumentando.

La lectura final para agosto del índice de confianza del consumidor de Thomson Reuters/Universidad de Michigan se ubicó en 82,5, el mayor nivel desde julio del 2007, frente a 81,8 en julio, mostró otro informe publicado el viernes.

“Prevemos que el crecimiento permanecerá en una trayectoria más firme en la medida en que sigan reafirmándose los cimientos económicos”, dijo el economista de TD Securities en Nueva York Gennadiy Goldberg.

PMI DE CHICAGO SE DISPARA

En un tercer reporte, la sede de Chicago del Instituto de Gerencia y Abastecimiento (ISM) dijo que su medición de la actividad fabril en la región central de Estados Unidos se disparó a 64,3 este mes desde 52,6 en julio.

Se trató del mayor incremento mensual desde julio de 1983 e indicó un crecimiento sostenido.

Las acciones de Estados Unidos, que anotaron máximos históricos en sesiones recientes, subieron levemente, mientras que el dólar se fortaleció frente a una cesta de monedas Tras los informes. Los precios de los bonos del Tesoro de Estados Unidos no variaron mayormente.

El gasto del consumidor estadounidense ha sido más lento debido a que los hogares han optado por ahorrar más dinero a partir de aumentos sostenidos de sus ingresos.

Los ingresos de los hogares subieron en julio por séptimo mes consecutivo, mientras que las ganancias alcanzaron su mayor nivel desde diciembre del 2012.

El alto nivel de ahorro, combinado con una reducción de la carga por deudas, debería dejar a los consumidores en una mejor situación para gastar.

El débil gasto del consumidor hizo que la inflación se mantuviera estable en julio, lo que dio a la Reserva Federal espacio para mantener las tasas de interés cerca de cero por algún tiempo.

Los precios al consumidor se aceleraron un 0,1 por ciento, el menor incremento desde febrero, mostró el informe de gasto en consumo. En los 12 meses hasta julio, se aceleró un 1,6 por ciento.

Excluyendo alimentos y energía, los precios también se aceleraron un 0,1 por ciento y la lectura de 12 meses se mantuvo en un 1,5 por ciento.

La Fed tiene una meta de inflación de justo por debajo de un 2 por ciento.

Reporte adicional de Sam Forgione y Dan Burns en Nueva York. Editado en español por Patricio Abusleme

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below