RESUMEN 1-Grecia desafía a acreedores y rechaza prórroga de plan rescate propuesto por la UE

lunes 16 de febrero de 2015 18:35 GYT
 

Por Renee Maltezou y Jan Strupczewski

BRUSELAS (Reuters) - Las negociaciones entre Grecia y los ministros de Finanzas de la zona euro sobre la deuda del país colapsaron el lunes, debido a que Atenas rechazó una propuesta para requerir una extensión de seis meses de su rescate internacional, calificándola como "inaceptable".

El Gobierno de izquierda griego que asumió el mes pasado prometió acabar con el programa de rescate de 240.000 millones de euros (270.000 millones de dólares), revertir políticas de austeridad y terminar con la cooperación con inspectores de la UE y el Fondo Monetario Internacional (FMI).

El ministro de Finanzas holandés, Jeroen Dijsselbloem, quien presidió la reunión, dijo que Atenas tiene hasta el viernes para pedir una extensión. El rescate vence a fin de mes.

No está claro cuánto tiempo podrá mantenerse Grecia a flote sin ayuda internacional. Hasta ahora, el BCE ha permitido que el banco central griego le entregue financiamiento de emergencia a los bancos del país, pero se podrían imponer controles de capital si colapsan la negociaciones.

El miércoles, el BCE decidirá si mantiene los préstamos de emergencia a los bancos griegos que están perdiendo depósitos por unos 2.000 millones de euros a la semana.

"El sentimiento general en el Eurogroupo sigue siendo que la mejor manera sería que las autoridades griegas busquen una extensión del programa", dijo Dijsselbloem en rueda de prensa.

Pero el ministro de Finanzas griego, Yanis Varoufakis, dijo que esperaba sellar un acuerdo con los acreedores que brindara un crédito extra a Atenas por entre cuatro y seis meses a cambio de poner en espera algunas nuevas políticas presupuestarias.

Pero el ministro se mostró esperanzado para el futuro.   Continuación...

 
El ministro de Finanzas francés, Michel Sapin, durante una entrevista con Reuters en París. Imagen de archivo, 2 febrero, 2015. La endeudada Grecia y Alemania, financista de la Unión Europea, mantenían posturas de línea dura antes de una reunión crucial de ministros de Finanzas de la zona euro el lunes sobre el futuro del impopular rescate internacional para Atenas, pero Francia llamó a un compromiso. REUTERS/Philippe Wojazer