Ganancias de UBS casi se duplican tras reducción de operaciones de banca de inversión

martes 5 de mayo de 2015 09:53 GYT
 

Por Joshua Franklin

ZÚRICH, 5 mayo (Reuters) - El banco suizo UBS reportó el martes su mayor ganancia trimestral en casi cinco años, justificando su decisión de reenfocarse en el negocio de la gestión de patrimonio para reducir sus operaciones de banca de inversión.

Los flujos de efectivo provenientes de clientes ricos en Asia y un aumento en las operaciones en el mercado cambiario después de que el Banco Nacional Suizo abandonó el límite de cotización de su moneda en enero, contribuyeron a lograr un salto del 88 por ciento en su ganancia del primer trimestre, a 1.980 millones de francos suizos (2.120 millones de dólares).

El monto se ubica muy por encima del pronóstico de 1.100 millones de francos de los analistas.

Las acciones de la entidad con sede en Zúrich ganaban 5,46 por ciento a las 1344 GMT, uno de los mayores avances desde que fue rescatada por el gobierno suizo en octubre de 2008.

El fuerte desempeño de la banca de inversión, donde el beneficio operativo más que se triplicó, animará a los directivos antes de la reunión anual de accionistas del jueves.

El inversor activista Knight Vinke renovó recientemente sus llamados para que UBS estudie dividir o fusionar sus activos de banca de inversión.

El presidente ejecutivo de Knight Vinke dijo en un correo electrónico que es complicado evaluar si las ganancias justifican mantener la banca de inversión, ya que sigue teniendo dudas sobre la forma en que se financia.

La gestión de riqueza, dominada por el UBS a nivel global, tuvo su mejor desempeño desde 2008. Las mayores utilidades permitieron a UBS mejorar sus cortafuegos frente a futuras pérdidas, ayudándole a destacar frente a sus rivales.   Continuación...

 
En la imagen, el logo del banco suizo UBS en Zurich, Suiza. 10 de febrero, 2015. UBS reportó el martes un salto interanual de un 88 por ciento en sus ganancias netas del primer trimestre, muy por encima de las previsiones de los analistas. REUTERS/Arnd Wiegmann/Files