Brasil apuesta por las lluvias, descarta racionamiento eléctrico en 2015

martes 19 de mayo de 2015 09:49 GYT
 

Por Adriana Brasileiro

RÍO DE JANEIRO, 19 mayo (Fundación Thomson Reuters) - Las autoridades brasileñas descartaron el racionamiento eléctrico este año, ya que la desaceleración de la economía y las tarifas más altas están ayudando a reducir el consumo.

No obstante, las represas de agua en un país tan dependiente de la energía hidroeléctrica como Brasil siguen en niveles críticos por culpa de la sequía.

Al aplazar la impopular medida, el Gobierno está contando con agua que podría no durar hasta al temporada seca de mayo a octubre, advirtió Leontina Pinto, de la consultora Engenho.

Cerca de dos tercios de la matriz energética brasileña dependen de la generación hidráulica.

"Es una apuesta muy arriesgada. Están luchando para aplazar el problema hasta el año próximo, cuando la situación será peor y serán inevitablemente necesarios unos duros esfuerzos de racionamiento", predijo Pinto en una entrevista telefónica.

En su opinión, hay un 40 por ciento de posibilidades de que sea necesario el racionamiento energético en partes del centro y el sur del país este año.

"Los niveles de agua que tenemos ahora no son suficientes para garantizar que el sistema aguantará el periodo seco", dijo.

Las represas en las regiones del sureste y el centro estaban a cerca del 30 por ciento de su capacidad a fines de abril. Con ese nivel, se espera que lleguen a noviembre –el comienzo de la próxima temporada de lluvias– al 10 por ciento, según las previsiones del operador de la matriz energética brasileña, ONS.   Continuación...

 
Torres de transmisión eléctrica cerca de las contaminadas represas Billings, en Diadema, Brazil, 10 de febrero de 2015. Las autoridades brasileñas descartaron el racionamiento eléctrico este año, ya que la desaceleración de la economía y las tarifas más altas están ayudando a reducir el consumo. REUTERS/Paulo