Mercado laboral de EEUU es resistente, pese a debilidad de la economía

jueves 21 de mayo de 2015 12:41 GYT
 

Por Lucia Mutikani

WASHINGTON, 21 mayo (Reuters) - El número de estadounidenses que presentaron nuevas solicitudes de subsidios por desempleo subió levemente más a lo previsto la semana pasada, pero la tendencia subyacente siguió apuntando a un mercado laboral que se fortalece rápidamente.

No obstante, la economía está hallando dificultades para aumentar de marcha después de que el crecimiento se frenó abruptamente a comienzos de año debido a la debilidad del gasto del consumidor, así como también por bajas en las inversiones de las empresas y en la actividad fabril.

El modesto repunte en el crecimiento al comienzo del segundo trimestre fue remarcado por otro dato publicado el jueves que mostró un sorpresivo declive en las ventas de casas usadas en abril y una persistente debilidad en las manufacturas en mayo.

Los pedidos iniciales de beneficios estatales por desempleo subieron en 10.000, a una cifra desestacionalizada de 274.000, en la semana que terminó el 16 de mayo, dijo el Departamento del Trabajo.

El promedio móvil de cuatro semanas para nuevas solicitudes, considerado una mejor medición de las tendencias del mercado laboral debido a que elimina la volatilidad semanal, bajó a un nuevo mínimo en 15 años.

"La tendencia en los pedidos, sólidamente por debajo del mínimo previo a la recesión, permanece en línea con nuestro pronóstico para un continuo ajuste de la capacidad ociosa del mercado laboral en el futuro", dijo Derek Lindsey, economista de BNP Paribas en Nueva York.

Los economistas proyectaban que los pedidos subieran a 271.000 la semana pasada.

El número de personas que aún recibe beneficios tras haber retirado la semana inicial de ayuda bajó en 12.000, a 2,21 millones, en la semana que terminó el 9 de mayo, el nivel más bajo desde noviembre de 2000.   Continuación...

 
Personas solicitando empleo para los 300 puestos disponibles en la nueva tienda Target, en San Francisco, California, 9 de agosto de 2012. El número de estadounidenses que presentaron nuevas solicitudes de subsidios por desempleo subió levemente más a lo previsto la semana pasada, pero la tendencia subyacente siguió apuntando a un mercado laboral que se fortalece rápidamente. REUTERS/Robert Galbraith