Aumento de importaciones impacta expansión económica británica en el primer trimestre

jueves 28 de mayo de 2015 09:01 GYT
 

Por David Milliken y Sarah Young

LONDRES, 28 mayo (Reuters) - Una fuerte absorción de importaciones y un debilitamiento mayor de lo previsto en el sector de servicios contribuyeron a un desempeño flojo en general de la economía británica en el primer trimestre.

La Oficina Nacional de Estadísticas dijo el jueves que el Producto Interno Bruto (PIB) de Reino Unido ascendió 0,3 por ciento en el primer trimestre, lo que confirma una estimación inicial que el Banco de Inglaterra (BoE) y la mayoría de economistas consideraban demasiado negativa.

Los economistas esperaban una revisión al alza después de que la oficina anunció previamente que la producción industrial y la construcción estuvieron más sólidas de lo previsto.

Pero los servicios fueron rectificados a la baja el jueves debido a la menor actividad de transportes, almacenamiento y comunicaciones.

La libra esterlina, cuya fortaleza fue parte del problema durante los primeros tres meses del año, caía ante el dólar tras la divulgación del informe del PIB.

Economistas dijeron que aún pensaban que la desaceleración sería temporal.

"Seguimos estando optimistas (...) en que la economía británica probablemente ya está de nuevo por la senda correcta", dijo Vicky Redwood de la consultora Capital Economics.

La lectura inicial del PIB, publicada apenas una semana antes de las elecciones nacionales británicas del 7 de mayo, marcó una brusca desaceleración desde unas tasas de crecimiento trimestral de alrededor de 0,6 por ciento registradas en 2014.   Continuación...

 
Trabajadores portuarios inspeccionan los containers antes de ser descargados del carguero más grande en el mundo, el CSCL Globe, en el puerto de Felixstowe, en el sureste de Inglaterra, 7 de enero de 2015. Una fuerte absorción de importaciones y un debilitamiento mayor de lo previsto en el sector de servicios contribuyeron a un desempeño flojo en general de la economía británica en el primer trimestre. REUTERS/Toby Melville