Productividad de EEUU se hunde en primer trimestre, costos laborales unitarios suben

jueves 4 de junio de 2015 10:56 GYT
 

Por Lucia Mutikani

WASHINGTON (Reuters) - La productividad del sector no agrícola de Estados Unidos sufrió un declive mayor al esperado inicialmente durante el primer trimestre, lo que generó un alza en los costos laborales relacionados con la producción, una tendencia que de ser sostenida podría avivar la inflación.

Otros datos publicados el jueves evidenciaron un ajuste del mercado laboral, puesto que los pedidos iniciales de ayuda por desempleo cayeron ligeramente más de lo previsto la semana pasada, y el número de personas que recibe el beneficio en forma continua cedió a su menor nivel desde el 2000.

Las cifras posiblemente mantendrán a la Reserva Federal en vías de elevar sus tasas de interés más adelante este año.

La productividad bajó a una tasa interanual de 3,1 por ciento en lugar del ritmo previamente reportado de 1,9 por ciento, dijo el Departamento del Trabajo. Se trata del primer declive consecutivo desde el 2006.

Las acciones estadounidenses caían y el dólar recortaba pérdidas tras la divulgación de los datos. Los precios de la deuda de Estados Unidos operaban con leves bajas.

La baja en la productividad refleja el débil desempeño de la economía durante el primer trimestre, cuando la producción se contrajo a una tasa de 0,7 por ciento.

Dado que algunos factores transitorios contribuyeron al declive de la producción, la caída de la productividad podría haber sido excesiva y es posible que se produzca un repunte en el segundo semestre del año.

De todas formas, la débil productividad sugiere que el potencial del crecimiento económico podría ser menor que el rango de 1,5 por ciento al 2 por ciento que estiman actualmente los economistas.   Continuación...

 
Una persona buscando trabajo camina por una feria de empleos en la Universidad de Rutgers, en Nueva Jersey, 6 de enero de 2011. La productividad del sector no agrícola de Estados Unidos sufrió un declive mayor al esperado inicialmente durante el primer trimestre, lo que generó un alza en los costos laborales relacionados con la producción, una tendencia que de ser sostenida podría avivar la inflación. REUTERS/Mike Segar