EEUU revisa crecimiento del PIB en primer trimestre para mostrar una ligera contracción

miércoles 24 de junio de 2015 09:40 GYT
 

Por Lucia Mutikani

WASHINGTON (Reuters) - La economía de Estados Unidos se contrajo levemente en el primer trimestre del año debido a un mal clima, un dólar fuerte, recortes de gastos en el sector energético y huelgas en los puertos de la costa occidental del país.

No obstante, hay señales de que el crecimiento se aceleró en el segundo trimestre al superarse factores temporales como la disputa laboral en los puertos y quedar atrás un inusualmente crudo invierno.

Los minoristas reportaron fuertes ventas en mayo y los empleadores aumentaron la contratación de trabajadores. El sector vivienda también se ha fortalecido.

El Departamento de Comercio dijo el miércoles que el Producto Interno Bruto de Estados Unidos cayó a una tasa anual de 0,2 por ciento en el trimestre enero-marzo en lugar de registrar una contracción del 0,7 por ciento reportada el mes pasado.

Un ritmo más fuerte a lo previamente estimado en el gasto del consumidor fue lo que más pesó en la revisión al alza.

El gasto del consumidor, responsable de más de dos tercios de la actividad económica estadounidense, fue revisado al alza con un ritmo de crecimiento del 2,1 por ciento, frente al 1,8 por ciento reportado el mes pasado.

Ante el crecimiento de los ahorros personales a un robusto ritmo de 720.200 millones de dólares, el gasto del consumidor podría acelerarse en el segundo trimestre.

El crecimiento de las exportaciones fue revisado al alza, pero ese avance fue contrarrestado por una revisión para reflejar aumentos en las importaciones, generando un amplio déficit que restó casi dos puntos porcentuales del PIB.   Continuación...

 
Un hombre trabaja en una construcción de un sitio de apartamentos de lujo, en el centro de Los Angeles, California 17 de marzo de 2015. La economía de Estados Unidos se contrajo levemente en el primer trimestre del año debido a un mal clima, un dólar fuerte, recortes de gastos en el sector energético y huelgas en los puertos de la costa occidental del país. REUTERS/Lucy Nicholson