Cobre anota mínimo de una semana y se disipa optimismo por recortes de producción

martes 29 de diciembre de 2015 08:39 GYT
 

Por Pratima Desai

LONDRES (Reuters) - Los precios del cobre tocaron el martes su nivel más bajo en más de una semana debido a la disipación del optimismo por recortes de producción y el mercado se enfocaba en el débil crecimiento de la demanda en China, el mayor consumidor mundial del metal rojo.

* A las 1035 GMT, el cobre referencial en la Bolsa de Metales de Londres perdía un 0,2 por ciento, a 4.682 dólares por tonelada, después de tocar más temprano los 4.617 dólares por tonelada, su nivel más bajo desde el 18 de diciembre.

* Las noticias de que nueve grandes fundiciones de cobre en China acordaron recortar las ventas del metal al contado en hasta 200.000 toneladas en el primer trimestre de 2016 dieron un respaldo inicial a los precios.

* Ese plan se suma a una decisión previa de las fundiciones de reducir la producción el próximo año en al menos 350.000 toneladas.

* Pero operadores y analistas restaron importancia a los recortes planeados, que calificaron de insuficientes para equilibrar a un mercado sobreabastecido.

* Según analistas, los precios del cobre tendrían que bajar mucho más antes de que las mineras resuelvan reducir la producción en forma significativa.

* Además, se prevé que un dólar fortalecido -que encarece a las materias primas para las empresas no estadounidenses- pese en los precios de metales industriales en las próximas semanas.

* Pero la mayor presión a la baja proviene del lento crecimiento de la demanda en China, que responde por casi la mitad de la demanda global de cobre, estimada en alrededor de 23 millones de toneladas este año.   Continuación...

 
Unos trabajadores ordenando un cargamento de cobre listo para ser exportado a Asia en Valparaíso, Chile, ene 25, 2015. Los precios del cobre tocaron el martes su nivel más bajo en más de una semana debido a la disipación del optimismo por recortes de producción y el mercado se enfocaba en el débil crecimiento de la demanda en China, el mayor consumidor mundial del metal rojo.
 REUTERS/Rodrigo Garrido