18 de noviembre de 2016 / 13:32 / hace un año

China está lista para frenar depreciación del yuan, preocupada por salidas de capital: fuentes

Composición de billetes de 100 yuanes. 5 noviembre 2013. Las autoridades chinas han asistido impávidas a la reciente depreciación del yuan, pero están listas para frenar su caída por temor a provocar una salida de capitales si la divisa se desvaloriza demasiado rápido a menos del nivel psicológico de 7 unidades por dólar, dijeron asesores. REUTERS/Jason Lee

PEKÍN (Reuters) - Las autoridades chinas han asistido impávidas a la reciente depreciación del yuan, pero están listas para frenar su caída por temor a provocar una salida de capitales si la divisa se desvaloriza demasiado rápido a menos del nivel psicológico de 7 unidades por dólar, dijeron asesores.

El yuan se depreció el viernes a 6,8950 unidades por dólar, su nivel más bajo en ocho años, profundizando el fuerte declive de la semana pasada y llevando su caída a un 5,8 por ciento en lo que va del año. Si la tendencia se mantiene, sería el mayor declive anual del yuan desde la histórica reevaluación de 2005.

Las autoridades chinas creen que el declive del yuan desde octubre refleja tendencias de mercado, especialmente últimamente, cuando la mayoría de las divisas se depreció ante el resurgimiento del dólar.

No obstante, el panorama para el yuan, en particular, está empañado por la victoria de Donald Trump en la elección presidencial estadounidense, ya que durante su campaña prometió que el 20 de enero, en su primer día de mandato, etiquetará a China como un manipulador cambiario e impondrá aranceles sobre las importaciones chinas.

“El banco central está siguiendo la tendencia en la medida en que el dólar se fortalece. No es necesario que resista las fuerzas de mercado”, comentó un asesor de política que solicitó permanecer en el anonimato.

“Una depreciación apropiada del yuan será buena para estabilizar las expectativas de mercado y la economía, siempre y cuando no haya una desvalorización fuerte y disparada”, agregó.

La principal preocupación de Pekín es que una fuerte depreciación del yuan provoque el tipo de huída de capital que tuvo lugar tras la sorpresiva devaluación de la moneda en agosto, que dio pie a temores de que la salud de la economía fuera peor a lo revelado por Pekín.

Las reservas cambiarias de China bajaron en más de 400.000 millones de dólares a fines de enero en la medida en que los chinos movieron dinero al exterior.

Editado en español por Patricio Abusleme

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below