Barril cae ante mayor bombeo de EEUU, pese a recortes OPEP y amenaza norcoreana

lunes 17 de abril de 2017 09:06 GYT
 

Por Libby George

LONDRES (Reuters) - El petróleo operaba en baja el lunes frente a las señales de que Estados Unidos sigue aumentando los suministros, lo que contrarrestaba el efecto de un sólido crecimiento económico en China y los esfuerzos de la OPEP por recortar la producción.

* A las 1200 GMT, los futuros del crudo Brent caían 35 centavos, a 55,54 dólares el barril. El jueves, última jornada antes del feriado del Viernes Santo, cerraron a 55,89 dólares por barril.

* El contrato a futuro del petróleo estadounidense caía 36 centavos, a 52,82 dólares por barril, después de subir 7 centavos a 53,18 dólares el jueves.

* Ambos referenciales habían avanzado la semana pasada por tercera semana consecutiva: el Brent había sumado 1,2 por ciento y el WTI había trepado 1,8 por ciento los cuatro días antes de Semana Santa.

* El foco en la sesión estaba puesto en los indicios de alza en la producción de crudo de esquisto en Estados Unidos.

* Aunque el fallido lanzamiento de un misil balístico en Corea del Norte trajo cierto alivio, los operadores siguen preocupados por las tensiones en la región.

* En Libia, enfrentamientos entre facciones rivales han recortado la producción de crudo, pero la estatal National Oil Corp (NOC) logró reabrir al menos un yacimiento y estaba intentando la reapertura de otro.

* Los perforadores estadounidenses sumaron pozos la semana pasada por décimo tercera semana consecutiva, llevando la cantidad a su mayor nivel aproximadamente en dos años. Los inversores están apostando a la industria, lo que sugiere que el avance en la producción de Estados Unidos continuará.   Continuación...

 
En la imagen, un proyecto petrolífero en Pengerang, Johor, en una fotografía de archivo de 2015.El petróleo operaba en baja el lunes frente a las señales de que Estados Unidos sigue aumentando los suministros, lo que contrarrestaba el efecto de un sólido crecimiento económico en China y los esfuerzos de la OPEP por recortar la producción.    REUTERS/Edgar Su/File Photo