12 de mayo de 2017 / 18:50 / hace 2 meses

Exportadores de carne de México buscan mercados musulmanes como alternativa a EEUU

5 MIN. DE LECTURA

Ganado vacuno certificado se alimenta en una planta de procesamiento de carne de SuKarne en la ciudad de Vista Hermosa, en el estado de Michoacán, México. Fotografía tomada el 31 de marzo de 2017. La pujante industria de la carne de res de México está enfocando sus esfuerzos en vender sus cortes de primera a consumidores musulmanes de Oriente Medio, en un intento por reducir su dependencia de los compradores de Estados Unidos.Edgard Garrido

CIUDAD DE MÉXICO/CHICAGO, 12 mayo (Reuters) - La pujante industria de la carne de res de México está enfocando sus esfuerzos en vender sus cortes de primera a consumidores musulmanes de Oriente Medio, en un intento por reducir su dependencia de los compradores de Estados Unidos.

La potencial guerra comercial entre Estados Unidos y México bajo la presidencia de Donald Trump ha apurado a productores mexicanos a explorar mercados extranjeros alternativos al estadounidense, que compra el 94 por ciento de sus exportaciones por unos 1,600 millones de dólares en 2016.

Trump ha prometido revisar los términos del intercambio comercial con México y Canadá en beneficio de Estados Unidos. Los productores mexicanos de carne de res temen que puedan ser arrastradas a una renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) entre los tres países.

Esto hace que las empresas miren a Oriente Medio, donde la mayoría de la carne es importada desde países no musulmanes usando animales sacrificados por el método halal prescrito por la ley islámica.

México, el sexto productor mundial de carne vacuna, planea cuadruplicar las exportaciones de carne de vaca halal a 20,000 toneladas a finales de 2018 desde las 5,000 toneladas de este año, según datos de la Asociación Mexicana de Engordadores de Ganado Bovino (AMEG).

El país contaría con 15 plantas certificadas para producir carne halal a finales del 2018, desde las seis actuales, según datos de AMEG.

Jesús Vizcarra, director ejecutivo y propietario de SuKarne, el mayor exportador de carne de México, dijo que su compañía ve gran potencial para las ventas a países de mayoría musulmana.

"Tenemos que buscar más mercados", dijo en una entrevista, señalando objetivos de corto plazo en Egipto, Emiratos Árabes Unidos, Qatar y Líbano.

"En este caso, hay una coyuntura en algunos países del Medio Oriente", destacó Vizcarra, quien es conocido en México como "el zar de la carne" y se ha jactado de haber nacido en un matadero.

En la extensa planta Monarca de SuKarne, ubicada a 435 kilómetros al oeste de la capital mexicana en el estado de Michoacán, más de 150,000 vacas se alimentan tranquilamente en lotes delimitados en terrenos polvorientos.

Esa es la primera planta certificada halal de la compañía y a principios de este año comenzó sus primeros envíos a los mercados musulmanes.

"Ojos Bien Abiertos"

La asociación de productores de ganado bovino de México envió una misión comercial a Dubai y Qatar a finales de febrero para reunirse con posibles compradores, dijo Rogelio Pérez, principal funcionario comercial de AMEG.

Inspectores de los Emiratos Árabes Unidos visitarán México en junio, después de que sus pares saudíes estuvieron en el país en marzo, contó Pérez. "(Se fueron con) un muy buen sabor de boca respecto de los sistemas de producción mexicanos", dijo el funcionario.

A inicios de año Indonesia, el país musulmán más poblado del mundo, expresó interés en comprar carne de res mexicana por primera vez, aunque aún no se ha concretado ningún acuerdo.

Las ventas a países musulmanes le restarían cuota de mercado de carne halal a los empacadores de carne de Estados Unidos y Brasil, según fuentes industriales y comerciales.

"Estamos en el camino de la diversificación y no lo vamos a dejar porque esta circunstancia, este debate, estas ofensas en algún momento por parte de Estados Unidos hacia México, también nos abrieron los ojos", dijo el secretario de Agricultura, José Calzada, en recientes declaraciones a la prensa.

La industria de la carne de vacuno de México puede incrementar sus mercados de exportación debido a un exitoso impulso para cumplir con las exigentes normas de Estados Unidos y modernizar el sector en las últimas dos décadas.

Para Bosco de la Vega, presidente del Consejo Nacional Agropecuario, México debería limitar las exportaciones de carne a Estados Unidos a un máximo del 50 por ciento del total, y estima que el país podría lograrlo en los próximos cinco años.

Rusia está considerando comprar grandes volúmenes de carne de res mexicana, y México también está tratando de incrementar envíos a compradores que ya adquieren sus carnes, como Japón y Corea del Sur.

México alcanzó un récord de 31 millones de cabezas vacunas en 2015 y totalizó 30,8 millones en 2016, produciendo 4,142 millones de libras de carne y exportaciones de 712 millones de libras.

Los principales exportadores de Brasil, India y Australia despachan cada uno más de 2,500 millones de libras.

Traducido por Verónica Gómez Sparrowe; editado en español por Hernán García

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below