6 de junio de 2017 / 21:17 / en 3 meses

Refinería venezolana queda relegada mientras PDVSA exporta crudo ligero a Cuba, Curazao

Vista aérea del complejo de refinación Puerto La Cruz en el estado de Anzoátegui, en Venezuela. 30 de abril de 2007. La refinería de Puerto la Cruz en Venezuela está funcionando al 16 por ciento de su capacidad de 187.000 barriles por día (bpd) principalmente por la falta de petróleo ligero, mientras la estatal PDVSA envía parte de su crudo Mesa 30 a Cuba y Curazao, según reportes comerciales de la firma y trabajadores. REUTERS/Jorge Silva

(Reuters) - La refinería de Puerto la Cruz en Venezuela está funcionando al 16 por ciento de su capacidad de 187.000 barriles por día (bpd) principalmente por la falta de petróleo ligero, mientras la estatal PDVSA envía parte de su crudo Mesa 30 a Cuba y Curazao, según reportes comerciales de la firma y trabajadores.

Tras una pausa de ocho meses, la petrolera PDVSA reanudó en marzo la exportación de crudo Mesa 30 a Cuba con entre 850.000 barriles y 1,4 millones de barriles por mes, según los documentos.

Mesa 30, una de las variedades más ligeras de Venezuela, es usado por PDVSA y sus socios para diluir el crudo extrapesado de la Faja del Orinoco y también para alimentar varias refinerías locales. Pero con la caída de su producción de petróleo, la compañía está luchando para suplir a su red doméstica y a sus clientes extranjeros, según fuentes e informes internos.

“El desvío de crudo es una de las causas de la situación de la refinería, pero también los problemas siguen por falta de mantenimiento”, dijo José Bodas, un líder sindical de Puerto la Cruz quien ya había advertido del bajo procesamiento de la refinería el mes pasado.

Trabajadores no pudieron reiniciar en mayo el craqueador catalítico de Puerto La Cruz debido a la falta de repuestos, añadió Bodas.

Solo una de las tres unidades de destilación de crudo de Puerto La Cruz está trabajando después de que la refinería reanudó parcialmente esta planta la semana pasada, dijo a Reuters un trabajador de la instalación.

La red de refinación de Venezuela ha estado funcionando en mínimos históricos este trimestre, causando escasez intermitente de gasolina en el país miembro de la OPEP y en Cuba. Solo la menor refinería de PDVSA, El Palito de 146.000 bpd de capacidad, ha aumentado su producción desde abril.

La refinería Isla en Curazao, que es usada por PDVSA como instalación auxiliar, también enfrenta problemas desde que una de sus cuatro destiladoras sufrió un incendio en mayo.

Se planea que una de sus unidades de craqueo térmico se use para destilar crudo, mientras otra destiladora comenzará a procesar crudo pesado, dijo la refinería en un comunicado.

Isla, que principalmente produce fuel oil para exportar a las firmas chinas que le han otorgado préstamos a Venezuela, tiene dos cargamentos de crudo estadounidense vendidos por la británica BP en espera desde el mes pasado por no tener unidades para procesarlo.

PDVSA está considerando refinar el crudo DSW estadounidense en su refinería de Amuay.

Reporte de Marianna Párraga en Houston, Mircely Guanipa en Punto Fijo en Venezuela y Sailu Urribarri en Oranjestad; Editado en español por Javier López de Lérida

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below