Altos cargos del BCE se enfrentan por tratamiento a enferma economía de zona euro

viernes 17 de octubre de 2014 09:43 GYT
 

Por Aija Krutaine y Michael Shields

RIGA/VIENA (Reuters) - Los responsables de las políticas del Banco Central Europeo discutieron el viernes sobre qué medicina administrar a la enferma economía de la zona euro, provocando profundas tensiones dentro del Consejo de Gobierno.

El presidente del Bundesbank, Jens Weidmann, aseguró que no ve necesario un estímulo fiscal en Alemania, rechazando una petición poco velada del presidente del BCE, Mario Draghi, para que Berlín aumente sus niveles de inversión pública con el objetivo de ayudar a sostener la zona euro.

Alemania, un fuerte defensor de la austeridad fiscal, está siendo presionada por países como Estados Unidos y funcionarios financieros de todo el mundo para que destine su gran superávit actual y su margen de maniobra presupuestario para invertir.

Antes, Benoit Coeuré, miembro del Comité Ejecutivo del BCE, dijo que los gobiernos pueden ayudar a contrarrestar los bajos precios con "política fiscal, cuando esté disponible sin poner en duda la sostenibilidad a largo plazo de la deuda", palabras destinadas a gobiernos como el alemán para que inviertan.

El desencuentro entre el estricto Weidmann y los cercanos a Draghi como Coeuré subrayan las profundas divisiones dentro del Consejo sobre hasta dónde debería llegar el BCE para apoyar la economía, en un momento en que los agitados mercados buscan seguridad.

Weidmann desestimó la sugerencia de que más inversión pública en Alemania puede ayudar a otras economías de la zona euro, al tiempo que criticó los planes del BCE de comprar valores respaldados por activos (ABS, por sus siglas en inglés), una estrategia rechazada por otros altos cargos del BCE.

"El impulso a los países periféricos por un incremento de la inversión pública alemana es (...) probable que sea insignificante", dijo Weidmann en una conferencia en Riga (Letonia), donde también habló Coeuré.

"Y con la economía operando a una capacidad normal, Alemania tampoco tiene necesidad de estímulo, y esto seguirá así con las previsiones revisadas que siguen hablando de crecimiento en línea con su potencial", añadió.   Continuación...

 
El presidente BCE, Mario Draghi, durante una conferencia de prensa en Bruselas. Imagen de archivo, 8 mayo, 2014.  Los responsables de las políticas del Banco Central Europeo discutieron el viernes sobre qué medicina administrar a la enferma economía de la zona euro, provocando profundas tensiones dentro del Consejo de Gobierno. REUTERS/Francois Lenoir