Reserva Federal de EEUU pasa a centro de la escena tras sólido informe del empleo

viernes 5 de diciembre de 2014 13:41 GYT
 

Por Lucia Mutikani

WASHINGTON (Reuters) - Los empleadores estadounidenses incorporaron en noviembre la mayor cantidad de trabajadores en casi tres años al tiempo que crecieron los salarios, una señal de fortaleza económica que podría acercar a la Reserva Federal a subir las tasas de interés.

Las nóminas no agrícolas aumentaron en 321.000 el mes pasado, la mayor cantidad desde enero del 2012, dijo el viernes el Departamento de Trabajo.

La tasa de desempleo se mantuvo sin cambios en el mínimo en seis años de 5,8 por ciento.

"Esto presionará a la Fed para que suba las tasas en el primer semestre del próximo año, para junio, quizá incluso marzo", dijo Craig Dismuke, economista jefe de Vining Sparks en Memphis, Tennessee.

Los datos de septiembre y octubre fueron rectificados para mostrar la creación de 44.000 puestos más de los que se habían reportado anteriormente, dando todavía más brillo al informe del viernes.

Los economistas encuestados por Reuters habían previsto un alza de 230.000 empleos el mes pasado.

Los índices de bolsa de Estados Unidos pasaron a territorio positivo tras los datos, mientras que el dólar saltó contra el euro a su mayor nivel desde agosto del 2012. El rendimiento de las notas del Tesoro estadounidense a dos años se incrementó a su máximo desde mayo del 2011.

Noviembre marcó el décimo mes consecutivo en que el empleo crece por encima de 200.000 puestos, la racha más larga desde 1994, ratificando que la economía soporta bien el debilitamiento de China y la zona euro, además de la recesión en Japón.   Continuación...

 
El frontis de la sede de la Reserva Federal vista en Washington. Imagen de archivo, 28 octubre, 2014.  Los empleadores estadounidenses incorporaron en noviembre la mayor cantidad de trabajadores en casi tres años al tiempo que crecieron los salarios, una señal de fortaleza económica que podría acercar a la Reserva Federal a subir las tasas de interés.   REUTERS/Gary Cameron