Primer ministro griego lanza ofensiva contra rescate

miércoles 1 de julio de 2015 14:03 GYT
 

Por Renee Maltezou y Alastair Macdonald

ATENAS/BRUSELAS (Reuters) - Un desafiante primer ministro griego, Alexis Tsipras, instó el miércoles a sus compatriotas a rechazar un acuerdo de rescate internacional, sepultando las esperanzas de reparar los lazos rotos con sus socios europeos antes del referendo del domingo, que podría decidir el futuro del país en Europa.

Menos de 24 horas después de escribir una carta a sus acreedores ofreciendo aceptar su oferta de rescate si cambian algunas condiciones, Tsipras volvió a adoptar abruptamente su modo combativo durante un discurso televisado.

El primer ministro dijo que Grecia estaba siendo "chantajeada", acallando rumores de que podría retrasar el referendo, cancelarlo o llamar a los griegos a votar "Sí".

La comparecencia televisada se añadió a la frenética y, a veces, surrealista atmósfera de los días recientes, en la que los agrios mensajes del Gobierno izquierdista se alternaron con ofertas de concesiones a última hora de la noche para reiniciar las negociaciones.

Un día después de que Grecia se convirtió en la primera economía avanzada que incumple sus pagos con el Fondo Monetario Internacional, las largas filas frente a los cajeros automáticos fueron un duro símbolo visual de la presión sobre Tsipras, que llegó al poder en enero con la promesa de poner fin a la austeridad y proteger a los pobres.

"Votar por el 'No' es un paso decisivo hacia un mejor acuerdo que esperamos firmar tras el resultado del domingo", afirmó, rechazando las repetidas advertencias de sus socios europeos de que un referendo sería, de facto, una votación sobre si Grecia sigue en el euro o vuelve al dracma.

El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, respondió en un tuit: "Europa quiere ayudar a Grecia. Pero no puede ayudar a nadie en contra de su propia voluntad. Esperemos a los resultados del referendo griego".

Los ministros de Finanzas de la zona euro realizaron una teleconferencia de una hora para discutir sobre la petición griega de la noche previa, pero insistieron en que no sostendrán nuevas discusiones hasta después de la votación del domingo.   Continuación...

 
Protestantes ondean banderas de Grecia y la Unión Europea, durante una manifestación pro-Euro, frente al edificio del parlamento, en Atenas, Grecia, 30 de junio de 2015. El primer ministro de Grecia, Alexis Tsipras, dijo a los acreedores internacionales que podría aceptar su oferta de rescate si se modifican algunas de las condiciones, pero Alemania dijo que no se podía negociar porque los griegos van camino a realizar un referendo sobre los términos del acuerdo. REUTERS/Yannis Behrakis