Barril sube por demanda de gasolina y datos económicos

jueves 9 de julio de 2015 11:04 GYT
 

Por Christopher Johnson y Libby George

LONDRES (Reuters) - Los precios del petróleo Brent subían más de 2 dólares, a 59 dólares por barril, el jueves, impulsados por alentadores datos económicos de Alemania, un mercado bursátil más firme y una sólida demanda de gasolina.

* No obstante, el Brent todavía acumula pérdidas de más de 7 por ciento este mes en medio de preocupaciones sobre la economía griega, el aumento de las existencias de crudo en Estados Unidos y el avance en las conversaciones entre Irán y potencias mundiales que podrían reducir las sanciones contra las exportaciones de crudo de la república islámica.

* A las 1342 GMT, el petróleo Brent subía 2,03 dólares, a 59,08 dólares por barril, mientras que el barril en Estados Unidos sumaba 1,51 dólares, a 53,16 dólares por barril.

* El petróleo en Estados Unidos ha perdido más de un 10 por ciento en julio.

* Algunas dudas sobre las perspectivas de un inminente acuerdo con Irán también ayudaban a impulsar los precios y un funcionario iraní dijo que era improbable que se llegar a un acuerdo el jueves.

* El apetito por activos de riesgo, como el petróleo, también subió después de que los mercados de acciones chinas rebotaron un 6 por ciento, ayudados por los intentos de Pekín por frenar una ola vendedora que ha sacudido a los mercados financieros globales.

* "Es una combinación entre un alza en los mercados de acciones y dudas sobre un acuerdo nuclear con Irán lo que está impulsando los precios hoy", dijo Carsten Fritsch, analista de materias primas de Commerzbank en Fráncfort.

* El mercado también es respaldado por la fuerte demanda de consumidores de gasolina, que está alentando a las refinerías a procesar tanto crudo como puedan.   Continuación...

 
Una unidad de bombeo de crudo operando en Williston, EEUU, ene 23 2015. Los precios del petróleo Brent subían más de 2 dólares, a 59 dólares por barril, el jueves, impulsados por alentadores datos económicos de Alemania, un mercado bursátil más firme y una sólida demanda de gasolina.   REUTERS/Andrew Cullen