31 de julio de 2015 / 0:34 / hace 2 años

Inflación de Japón se estanca en junio, gasto disminuye inesperadamente

3 MIN. DE LECTURA

TOKIO (Reuters) - Los precios al consumidor subyacentes en Japón se estancaron y el gasto de los hogares disminuyó inesperadamente en junio, datos que resaltan los desafíos que tiene el banco central para reactivar a la economía y cumplir con una meta para la inflación de 2 por ciento.

Los débiles indicadores del viernes refuerzan la visión de que la economía japonesa se habría frenado bruscamente en el período abril-junio con respecto al trimestre previo, y algunos analistas prevén una contracción cuando se publiquen las cifras del producto interno bruto, el 17 de agosto.

Los precios al consumidor subyacentes en Japón, que incluye valores de la energía pero elimina los precios de los alimentos frescos, subieron un 0,1 por ciento en junio frente al mismo mes del año pasado, mostraron el viernes datos divulgados por el Gobierno.

La leve alza del indicador se compara con la mediana de estimaciones de economistas que esperaban que no hubiera cambios a nivel interanual.

Los precios subyacentes al consumidor en Tokio, indicador adelantado de la inflación a nivel de todo el país, retrocedieron un 0,1 por ciento en julio a nivel interanual, en su primer declive anual desde abril de 2013.

El gasto de los hogares disminuyó un 2,0 por ciento en el año a junio tras la subida de 4,8 por ciento en el mes previo, ya que las fuertes lluvias desalentaron a los compradores.

El dato se compara con la mediana de los pronósticos del mercado de un alza de 1,7 por ciento.

El Gobierno mantuvo su evaluación de que el consumo se está recuperando moderadamente y que la debilidad de junio se debió en gran medida a factores temporales como el mal clima.

Muchos analistas concuerdan con la visión del banco central japonés que el crecimiento repuntará en el tercer trimestre cuando las alzas sostenidas en los sueldos impulsen el consumo.

Pero no hay certeza sobre la fortaleza del repunte ante una demanda global débil -en particular en Asia- que está afectando las exportaciones y la producción industrial.

El Banco de Japón dice que espera que la inflación al consumidor se mantenga plana o levemente negativa hasta cerca de septiembre, pero que se acelere a partir de allí, cuando se disipen los efectos de la caída del petróleo del año pasado.

editado en Español por Manuel Farías/Janisse Huambachano

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below