11 de agosto de 2015 / 9:17 / hace 2 años

Grecia y prestamistas alcanzan acuerdo de rescate, acciones se disparan

Grecia y sus acreedores internacionales alcanzaron el martes un nuevo acuerdo de rescate de varios millones de euros, dijo un responsable oficial del Ministerio de Finanzas, lo que mantendrá al país en la zona euro y evitará su bancarrota. En la imagen, una bandera griega en Atenas el 26 de julio de 2015. REUTERS/Ronen Zvulun

ATENAS (Reuters) - Grecia y sus acreedores internacionales alcanzaron el martes un acuerdo de rescate de 85.000 millones de euros tras concordar los términos de nuevos préstamos que son necesarios para salvar al país de la ruina financiera.

El acuerdo, que se logró después de una sesión de 23 horas que comenzó el lunes por la tarde, aún debe ser aprobado por el Parlamento griego y los países de la zona euro.

Se espera que los ministros de Finanzas del bloque monetario den su aprobación el viernes, a tiempo para que Grecia haga un pago crucial de 3.200 millones de euros que vence la próxima semana.

Las acciones griegas escalaron y el índice bancario trepó un 3 por ciento, mientras que el rendimiento de los bonos a dos años cayó a un mínimo de cinco meses.

El acuerdo le da a Grecia cierto respiro tras un año turbulento marcado por agrias conversaciones con los prestamistas, la imposición de controles de capital y el cierre por tres semanas de sus bancos antes de que Atenas cediera en julio a las exigencias de los acreedores de mayores medidas de austeridad para poder recibir nuevos préstamos.

Pero el acuerdo ha causado una rebelión dentro del partido oficialista Syriza, obligando al primer ministro Alexis Tsipras a depender del respaldo de la oposición en el Parlamento y plantear la idea de elecciones anticipadas en el otoño boreal.

Tsipras quiere que los legisladores aprueben el acuerdo antes del jueves, previo a una reunión de los ministros de Finanzas de la zona euro. Esto allanaría el camino para que la ayuda sea desembolsada para el 20 de agosto, cuando vence un pago de deuda por 3.200 millones de euros al Banco Central Europeo.

No obstante, persisten las dudas sobre si el Gobierno de izquierda, electo sobre la promesa de revertir la austeridad, pueda implementar los dolorosos términos de un acuerdo cuyos críticos aseguran que compromete los principios básicos del sector.

“Es un acuerdo muy duro. La izquierda tendría que escapar o tomar grandes responsabilidades y probar que puede ayudar a la sociedad”, dijo a una radio local el ministro de Salud, Panagiotis Kouroublis, pidiendo elecciones anticipadas para asegurar el apoyo popular.

La Comisión Europea confirmó que se logró un acuerdo a nivel técnico y que ahora venía una evaluación política.

Funcionarios del Ministerio de Finanzas del bloque que integran el denominado “grupo de trabajo del euro” acordaron recomendar la aprobación del rescate cuando los ministros se reúnan el viernes, dijo una fuente en el Tesoro italiano.

PASO A PASO

“Queda trabajo por hacer con los detalles”, dijo el ministro de Finanzas finlandés, Alexander Stubb. “Debemos ir paso a paso. Acuerdo es una palabra grande”, agregó.

Jean-Claude Juncker, jefe de la Comisión Europea, mantendría encuentros más tarde el martes con la canciller alemana, Angela Merkel, y el presidente francés, Francois Hollande.

Las dudas sobre darle más dinero a Atenas son profundas en Alemania, el país de la zona euro que más ha contribuido a los dos rescates griegos desde el 2010.

El viceministro de Finanzas alemán, Jens Spahn, dijo a Reuters que el acuerdo debería prolongarse por los próximos años en vez de por unos pocos meses.

La aprobación del acuerdo cerraría un capítulo doloroso para Grecia, que se opuso a los términos de austeridad exigidos por sus acreedores durante gran parte del año antes de ceder bajo la amenaza de ser sacada de la zona euro.

Luego de un acuerdo preliminar el mes pasado, las negociaciones comenzaron en Atenas hace tres semanas con el fin de delinear los detalles de las medidas de reforma, el plazo de implementación y la cantidad de ayuda necesaria.

Un funcionario del Ministerio de Finanzas griego dijo que el pacto ofrecería hasta 85.000 millones de euros (94.000 millones de dólares) en nuevos préstamos durante tres años. Los bancos del país recibirían 10.000 millones de euros inmediatamente y serían recapitalizados para fin de año.

Un diplomático de la Unión Europea aseguró que el acuerdo entregaría entre 82.000 y 85.000 millones de euros.

(1 dólar = 0,9074 euros)

Reporte adicional de Karolina Tagaris y Lefteris Papadimas en Atenas, Escrito por Michele Kambas y Deepa Babington, editado en Español por Carlos Aliaga/Ana Laura Mitidieri/Manuel Farías

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below