Protesta de agricultores llena calles de París con más de 1.500 tractores

jueves 3 de septiembre de 2015 16:09 GYT
 

Por Sybille de La Hamaide

PARÍS (Reuters) - Una protesta de agricultores franceses llegó a París el jueves con más de 1.500 tractores para exigir al Gobierno que haga más para lidiar con la crisis que afecta a los sectores de la carne y los lácteos, que dejó a algunas granjas al borde de la quiebra en el principal productor agrícola de la Unión Europea.

La manifestación, que complicó el tráfico matinal en las principales autopistas alrededor de la capital francesa, llega tras un verano boreal repleto de protestas de los agricultores desesperados por la caída de los precios.

Asimismo, se produce antes de que el lunes se reúnan los ministros de Agricultura de la UE para hablar sobre los problemas que atraviesa la industria ganadera.

El Gobierno anunció en julio un paquete de ayuda como gesto a los agricultores que bloquearon varias rutas, incluido el acceso al turístico Mont Saint-Michel, y lanzaron abono frente a supermercados.

El mayor sindicato agrario francés, FNSEA, que convocó a la protesta del jueves, aseguró que las medidas son insuficientes para ayudar a que los agricultores lidien con los efectos del embargo ruso a los productos occidentales, así como con problemas a largo plazo relacionados con la competencia foránea más barata y el poder negociador de los supermercados.

"Vinimos a expresar nuestra consternación. No podemos vivir más de nuestro trabajo", afirmó Patrice Jaouen, de 43 años, al frente de un convoy de tractores procedente de Bretaña.

"No queremos subsidios de corto plazo, no queremos dinero público, queremos una revisión del sistema", agregó.

Los agricultores franceses aseguran que están complicados por cargas sociales más altas y reglas medioambientales más estrictas que el resto de sus vecinos de la UE.   Continuación...

 
Granjeros franceses a bordo de sus tractores rumbo a una protesta en París, sep 3 2015. Una protesta de agricultores franceses llegó a París el jueves con más de 1.500 tractores para exigir al Gobierno que haga más para lidiar con la crisis que afecta a los sectores de la carne y los lácteos, que dejó a algunas granjas al borde de la quiebra en el principal productor agrícola de la Unión Europea.     REUTERS/Charles Platiau