SONDEO-Chances de más alivio cuantitativo del BCE en marzo están divididas 50/50

jueves 11 de febrero de 2016 15:42 GYT
 

Por Sumanta Dey

(Reuters) - La probabilidad de que el Banco Central Europeo incremente en marzo el monto de su programa mensual de compra de bonos por 60.000 millones de euros está dividida en partes iguales, dijeron economistas en un sondeo de Reuters, aunque otro recorte a la tasa de depósito es casi una certeza.

Las expectativas de que el BCE relaje aún más su política monetaria se avivaron el mes pasado cuando su presidente, Mario Draghi, sugirió que el banco podría incrementar los estímulos en su reunión de marzo por las flojas perspectivas para la inflación y el crecimiento ante las turbulencias en los mercados financieros.

El descalabro de las bolsas de todo el mundo desde los primeros días del 2016 ya ha hundido los rendimientos de los bonos soberanos alemanes de referencia a su nivel más bajo en casi un año. Pero si bien se descuenta un recorte de 10 puntos básicos en la tasa de depósito por parte del BCE a -0,40 por ciento, los economistas encuestados esta semana no tienen tan claro si se ampliara el programa de compra desde los 60.000 millones de euros mensuales actuales.

Algunos economistas destacaron que ampliar el alivio cuantitativo es un asunto políticamente sensible y que el BCE sólo podría comprar más si los parámetros del programa fueran cambiados, algo que se considera difícil debido a la oposición de Alemania. Sin embargo, la mediana de probabilidades de más alivio cuantitativo en marzo está 50-50, casi igual que en un sondeo efectuado poco después de la reunión de enero del BCE pese a la enorme ola de ventas que ha sacudido a las bolsas de todo el mundo desde entonces.

La encuesta pronostica que el BCE incrementaría las compras mensuales a alrededor de 75.000 millones de euros en total, si avanza con más estímulos. El rango de pronósticos va de 10.000 millones a 30.000 millones de euros más por mes.

El BCE ya ha comprado bonos soberanos por alrededor de 660.000 millones de euros, y prorrogó el final del programa hasta marzo del 2017. Pero más allá de una leve alza de la inflación y del crédito en el sector privado, hasta ahora el programa de compra de bonos -junto a otras medidas que incluyeron el recorte de tasas de depósito- ha tenido un impacto mínimo en la economía.

(Encuesta por Sarmista Sen y Vartika Sahu; editado en español por Hernán García)