Jefe banco central de Japón sugiere que no realizarán nuevos estímulos por el momento

lunes 7 de marzo de 2016 09:01 GYT
 

Por Leika Kihara

TOKIO (Reuters) - El gobernador del Banco de Japón (BOJ), Haruhiko Kuroda, dijo el lunes que el banco central analizará los efectos de las tasas de interés negativas en la economía del país, lo que sugiere que realizarán próximamente una expansión a los estímulos.

Kuroda también mantuvo su optimismo sobre las perspectivas económicas de Japón, contrarrestando las críticas que apuntan a que la decisión tomada en enero por el banco central de adoptar tasas negativas tuvo poco efecto positivo en los mercados.

"El declive de las tasas de interés en yenes y el hecho de que una mayor flexibilización monetaria es posible -en igualdad de condiciones- tiene un impacto positivo en los precios de los activos", dijo Kuroda en un seminario.

"Por el momento, estos efectos están siendo superados por la excesiva aversión al riesgo entre los inversores de todo el mundo", agregó.

Kuroda reiteró la disposición del Banco de Japón de realizar nuevos alivios monetarios, ya sea mediante la aceleración de las compras de activos o llevando las tasas más profundamente en territorio negativo, si es necesario para alcanzar su objetivo de inflación del 2 por ciento.

Sin embargo, agregó que las actuales tasas negativas tendrían un efecto de estímulo "muy poderoso" sobre la economía, al reducir los costos de los préstamos y empujar a las empresas a impulsar la inversión.

"Ahora es el momento de examinar de forma detallada cómo el efecto (de la política de tasas negativas) se extiende a la economía", dijo Kuroda, cuando se le preguntó si el Banco de Japón estaba dispuesto a llevar las tasas más profundamente en territorio negativo.

El Banco de Japón redujo en enero de forma inesperada una tasa de interés de referencia por debajo de cero, sorprendiendo a los inversores con otra jugada audaz para estimular la economía mientras la volatilidad de los mercados y la desaceleración del crecimiento mundial amenazan sus esfuerzos para superar la deflación.

(Reporte de Leika Kihara y Stanley White. Editado en español por Carlos Aliaga y Rodrigo Charme)

 
En la foto, el gobernador del Banco de Japón, Haruhiko Kuroda, en una comparecencia ante la comisión de finanzas del la Cámara Alta del Parlamento en Tokio el 18 de febrero de  2016. El gobernador del Banco de Japón (BOJ), Haruhiko Kuroda, dijo el lunes que el banco central analizará los efectos de las tasas de interés negativas en la economía del país, lo que sugiere que realizarán próximamente una expansión a los estímulos. REUTERS/Toru Hanai