30 de marzo de 2016 / 9:27 / hace 2 años

Miles de empleos en riesgo por salida de Tata Steel de Gran Bretaña

El logo de Tata Steel afuera de sus oficinas en Londres. 30 de marzo de 2016. La siderúrgica india Tata Steel puso a la venta su negocio en el Reino Unido para frenar sus fuertes pérdidas, una medida que pondría fin a su incursión de casi una década en la industria en declive del acero en Gran Bretaña. REUTERS/Toby Melville

LONDRES/MUMBAI (Reuters) - La siderúrgica india Tata Steel quiere vender a la mayor acería de Gran Bretaña, poniendo miles de empleos en riesgo y obligando al Gobierno a buscar una solución antes de un referendo de la Unión Europea dominado por preocupaciones sobre la economía.

Después de una reunión maratónica de su directorio en Mumbai, Tata Steel dijo que pondría fin a su emprendimiento de casi una década en Gran Bretaña y que dejaría enteramente el país.

La empresa se ha visto afectada por la caída de los precios, los costos altos y por la competencia más barata desde China. Tata dijo que su desempeño financiero en Gran Bretaña se había deteriorado fuertemente en los últimos meses y que dejaría el país apenas pudiera.

La decisión podría impactar el referendo del 23 de junio sobre la permanencia de Gran Bretaña en la Unión Europea. Medios que abogan por un “Brexit” culpan a Bruselas de impedir que Londres tomase mayores medidas para proteger a la industria, aunque quienes defienden la pertenencia al bloque afirman que la política de la UE no es la responsable de los problemas de la industria.

El Gobierno británico y las autoridades galesas dijeron que estaban revisando todas las opciones para proteger a la industria del acero, que ya ha perdido miles de puestos sólo en el último año. Tata emplea a unas 15.000 personas en Gran Bretaña.

“Estamos revisando todas las opciones”, dijo Anna Soubry, ministra de Negocios, a BBC Radio, agregando que ella no descartaba que el Gobierno comprase las plantas de Tata hasta que se pudiera encontrar un nuevo dueño.

Analistas dijeron que al grupo chino le sería difícil encontrar comprador para toda la división en Reino Unido pero que podría tratar de venderla por partes.

Los sindicatos británicos acogieron la decisión de no cerrar las plantas británicas pero llamaron a Tata a ser un “vendedor responsable” y al Gobierno a asumir su rol.

Reporte adicional de Paul Sandle, Freya Berry, Clara Denina y Clara Ferreira Marques. Editado en español por Carlos Aliaga/Janisse Huambachano

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below