Operador de mercados CME busca expandir su red de almacenamiento de metales

lunes 23 de mayo de 2016 14:05 GYT
 

Por Pratima Desai y Eric Onstad

LONDRES, 23 mayo (Reuters) - El operador de mercados CME Group está en conversaciones con varias compañías de almacenaje para expandir su red de depósitos de metales a nivel global, dijeron a Reuters tres fuentes de la industria, una medida que podría desafiar la posición dominante de la Bolsa de Metales de Londres (LME).

En los últimos años, CME -el operador del mercado de futuros más grande del mundo- ha aumentado su red de almacenamiento como resultado de una controversia en torno al sistema de depósitos de la LME.

El operador estadounidense ha estado negociando con empresas la posibilidad de sumarse a su lista de depósitos aprobados para almacenar metales como cobre, aluminio, zinc y plomo.

"CME está ansioso por hacer crecer su sistema de almacenaje, quieren más lugares", dijo una fuente. "Quieren que más compañías se involucren a nivel mundial, en Asia, Estados Unidos y Europa", agregó. CME declinó hacer comentarios.

Las fuentes no especificaron cuántos almacenes nuevos busca desarrollar CME, pero dado que alcanzar a la LME es aún difícil, la medida parece audaz.

Las tres fuentes declinaron ser identificadas debido a que no están autorizadas a conversar con la prensa.

CME cuenta con una red de 24 almacenes autorizados según información en su sitio de internet. La mayoría se ubica en Estados Unidos, pero también cuenta con tres depósitos en Europa, sumados recientemente para almacenar material para su nuevo contrato de plomo.

La LME tiene una red de más de 600 depósitos autorizados en 37 lugares en el mundo, incluyendo Asia. Es propiedad de la Bolsa de Valores de Hong Kong.   Continuación...

 
El sede de CME fotografiada en Chicago, Estados Unidos. 17 de marzo de 2008. El operador de mercados CME Group está en conversaciones con varias compañías de almacenaje para expandir su red de depósitos de metales a nivel global, dijeron a Reuters tres fuentes de la industria, una medida que podría desafiar la posición dominante de la Bolsa de Metales de Londres (LME).   REUTERS/John Gress