15 de junio de 2016 / 18:23 / hace un año

Mercados muestran fuerte posibilidad de que BCE vuelva a recortar tasas en 2016

La sede del Banco Central Europeo en Fráncfort, ene 21, 2015. Los inversores ven una alta posibilidad de que el Banco Central Europeo rebaje sus tasas de interés nuevamente este año, porque la probabilidad de que Reino Unido abandone la Unión Europea ensombrece las perspectivas económicas del bloque en el corto plazo. REUTERS/Kai Pfaffenbach/File Photo

LONDRES (Reuters) - Los inversores ven una alta posibilidad de que el Banco Central Europeo rebaje sus tasas de interés nuevamente este año, porque la probabilidad de que Reino Unido abandone la Unión Europea ensombrece las perspectivas económicas del bloque en el corto plazo.

El presidente del BCE, Mario Draghi, dijo en marzo que él no preveía que se fueran a necesitar más recortes de tasas. Pero las operaciones en el mercado de dinero sugieren que los inversores sí esperan que se produzca otro giro de 180 grados.

Los futuros de las tasas Eonia (índice medio del tipo del euro a un día) para la reunión del BCE del 8 de diciembre bajaron a -0,41 por ciento el martes, casi 8 puntos básicos menos respecto a la tasa al día de -0,33 por ciento.

Eso sugiere casi un 80 por ciento de posibilidades de otro corte de 10 puntos básicos a la tasa de depósito del BCE para fines de año.

Esas tasas futuras además dan cerca de 50 por ciento de posibilidades de un recorte en septiembre, y un 30 por ciento de posibilidades de tasas más bajas para la reunión de julio.

Las expectativas de inflación de largo plazo en la zona euro han caído a mínimos récord antes del referendo de Reino Unido sobre su permanencia en la UE. De votarse una salida podría aumentar la presión sobre el crecimiento del bloque, que ya es débil.

Una mayor posibilidad de un “Brexit” ha coincidido con una caída fuerte en las tasas de crédito Eonia entre bancos, que ahora refleja un 80 por ciento de posibilidades de que el BCE rebaje sus tasas -que ya son negativas- para fines de año.

Luego de que el BCE bajó su tasa de depósito a -0,40 por ciento desde -0,30 por ciento en marzo, Draghi señaló el final de los recortes ante temores a que la medida -que buscaba alentar el crédito castigando a bancos que retenían exceso de liquidez- estuviera dañando la rentabilidad en el sector financiero.

Pero el BCE ha cambiado de idea en otras ocasiones. En diciembre del 2014, Draghi dijo que las tasas habían alcanzado un piso, solo para recortarlas 12 meses más tarde y nuevamente en marzo de este año.

Editado en español por Janisse Huambachano

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below