24 de junio de 2016 / 4:31 / hace un año

RESUMEN-Reino Unido provoca una "explosión" con su salida de la UE; Cameron dimite

Fotografía ilustrativa del artículo 50 del Tratado de Lisboa de la Unión Europea, junto a una bandera del bloque. Tomada en Bruselas, Bélgica, el 24 de junio de 2016. Reino Unido votó por abandonar la Unión Europea, un resultado que llevó el viernes al primer ministro David Cameron a anunciar su renuncia y que representa el golpe a las aspiraciones de una mayor unidad del continente desde la Segunda Guerra Mundial. REUTERS/Francois Lenoir/Illustration.

LONDRES (Reuters) - Reino Unido votó por abandonar la Unión Europea, un resultado que llevó el viernes al primer ministro David Cameron a anunciar su renuncia y que representa el golpe a las aspiraciones de una mayor unidad del continente desde la Segunda Guerra Mundial.

Los mercados financieros mundiales se desplomaban tras la victoria, con 52 por ciento de los votos, de la opción de abandonar el bloque europeo al que Reino Unido se unió hace más de 40 años.

La libra esterlina llegó a caer un 10 por ciento frente al dólar y tocó niveles no vistos desde 1985, por el temor a que la decisión pueda afectar las inversiones en la quinta economía más grande del mundo y que amenace el rol de Londres como capital financiera global y a que dé paso a meses de incertidumbre política. El euro se depreciaba un 3 por ciento.

Las acciones en las bolsas mundiales perdían más de 2 billones de dólares de valor.

En América Latina, los mercados se desplomaron tras la noticia que llevó a los inversores a alejarse de los activos de más riesgo.

Las bolsas de Chile, México, Argentina, Brasil y Perú abrieron con fuertes caídas y el peso mexicano llegó a depreciarse a 19,52 unidades por dólar, un mínimo histórico.

UNA NUEVA DIRECCIÓN

Cameron, quien encabezó la campaña para permanecer en la UE pero que también llamó a la consulta hace tres años, dijo que dimitirá como primer ministro en octubre.

“El pueblo británico tomó la decisión muy clara de adoptar un camino diferente y por eso creo que el país necesita de un nuevo liderazgo para llevarlo en esa dirección”, dijo Cameron fuera de la residencia oficial del primer ministro.

“No creo que sea adecuado que yo sea el capitán que dirija nuestro país hacia su siguiente destino”, agregó en la declaración televisada frente a su residencia en Downing Street.

Los británicos se mostraron impresionados el viernes tras la estrecha decisión de abandonar a la Unión Europea, una sensación tanto entre quienes elogiaron lo que llamaron “el día de la ”Independencia y quienes estaban acongojados por el resultado.

En Londres, donde los residentes votaron abrumadoramente por permanecer en el bloque, el viaje matutino al distrito financiero fue sombrío para muchos que no saben si conservarán sus empleos.

“¿Y ahora qué?”, se preguntó Steve Jones, quien se dirigía a su trabajo. “Esto es una gran incógnita y ahora mismo se ve horrible”, dijo.

UNA UE MÁS DÉBIL

Abandonar la Unión Europea podría costarle a Reino Unido el acceso al sistema de mercado único sin barreras y significa que deberá negociar nuevos acuerdos comerciales con los países de todo el mundo.

La UE quedará debilitada económica y políticamente, enfrentando la salida no sólo de uno de los miembros que ha defendido con más fuerza las políticas de libre mercado, sino también un país con derecho a veto en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas y con un Ejército poderoso. El bloque perderá de golpe cerca de un sexto de su producción económica total.

“Es un impacto explosivo. Simplemente está en juego el quiebre de la unión”, dijo el primer ministro francés, Manuel Valls. “Ahora es el momento de inventar otra Europa”, añadió.

Ejecutivos desde Tokio a Denver se despertaron con los mercados cambiarios convulsionados. En Gran Bretaña, una amplia gama de empresas, entre firmas aeroespaciales, farmacéuticas y manufactureros prevé un impacto de largo plazo.

IAG (ICAG.L), dueño de British Airways, advirtió de que no iba a cumplir con su meta anual de ganancias; automotrices como Ford (F.N), que emplea a unas 14.000 personas en Reino Unido, indicaron que el “Brexit” podría forzarlas a realizar despidos.

“Es un resultado en el que tanto Reino Unido como Europa pierden”, dijo Thomas Enders, presidente ejecutivo de Airbus (AIR.PA). “Vamos a revisar nuestra estrategia británica, tal como el resto lo hará”, añadió.

“VICTORIA PARA LA LIBERTAD”

El resultado envalentonó a euroescépticos en otros estados miembros. Líderes populistas en Francia y en Holanda exigieron sus propias consultas para abandonar la Unión Europea.

El líder del Frente Nacional francés Marine Le Pen cambió su foto de perfil en Twitter por la de la Bandera de la Unión, como se denomina oficialmente a la bandera del Reino Unido, y declaró “¡Victoria para la libertad!”.

El resultado de la votación da inicio a al menos dos años de procesos para que se consolide la ruptura definitiva del Reino Unido con la Unión Europea, en la primera salida de uno de sus miembros. Cameron dijo que será su sucesor quien decida comenzar formalmente el proceso de salida.

Su rival en el Partido Conservador Boris Johnson, el ex alcalde de Londres que se convirtió en la cara más reconocida de la campaña a favor de la salida de la Unión Europea, es el favorito para la sucesión.

En el continente, los políticos reaccionaron con consternación. La canciller alemana, Angela Merkel, invitó a Berlín a los líderes de Francia e Italia para discutir los pasos a seguir y calificó el referendo británico como un punto de inflexión para la unificación europea.

El impacto golpea a un bloque europeo ya afectado por una crisis de deuda, una inmigración masiva sin precedentes y una confrontación con Rusia por Ucrania.

Los partidos políticos antiinmigrantes y euroescépticos han proliferado en el continente, en un desafío a las organizaciones tradicionales de centroizquierda y centroderecha que han gobernado a Europa por generaciones.

El precandidato republicano a la presidencia de Estados Unidos, Donald Trump, calificó al resultado del referendo como “una gran cosa”. Los británicos “recuperaron el control de su país”, declaró en Escocia, donde inauguró un complejo turístico de golf.

Sin embargo, el mismo Reino Unido podría dividirse. La líder de Escocia, Nicola Sturgeon, dijo que era “altamente probable” un nuevo referendo de independencia y consideró “democráticamente inaceptable” que su país sea arrastrado fuera del bloque europeo sin su consentimiento.

Escocia votó ampliamente a favor de que el Reino Unido permaneciera en la Unión Europa.

Reporte adicional de William James, Kylie MacLellan, Sarah Young, Alistair Smout, Costas Pitas, Andy Bruce y David Milliken en Londres, Steve Holland en Turnberry, Escocia, y Philip Pullella.; Escrito por Mark John y Pravin Char; Editado en español por Carlos Aliaga, Patricio Abusleme y redacción de Madrid

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below