18 de julio de 2016 / 16:56 / hace un año

BCE podría verse obligado a ajustar su política de compra de bonos por escasez de títulos elegibles

La sede del Banco Central Europeo en Fráncfort, ene 21, 2015. El Banco Central Europeo se reúne esta semana para combatir el rápido descenso de los rendimientos de los bonos, lo que suma presión a la entidad regional para hacer frente a la escasez de bonos para su programa de estímulos de 1,7 billones de euros. REUTERS/Kai Pfaffenbach/File Photo

LONDRES (Reuters) - El Banco Central Europeo se reúne esta semana para combatir el rápido descenso de los rendimientos de los bonos, lo que suma presión a la entidad regional para hacer frente a la escasez de bonos para su programa de estímulos de 1,7 billones de euros.

Alrededor del 55 por ciento de los bonos alemanes que aparecen en la lista de compras del BCE son inelegibles para su programa de compra de activos, ya que rinden menos que la tasa de depósito, según el gestor suizo de fondos Pictet.

Este porcentaje se sitúa por encima del 38 por ciento del 2 de junio, día en que el consejo de gobierno del BCE se reunió por última vez para tratar su política monetaria.

La decisión británica de abandonar la Unión Europea, que supone un potencial golpe para el crecimiento mundial, aceleró la caída de los rendimientos de los bonos a nivel global y coloca a los bancos centrales en la obligación de apuntalar sus economías frente al “Brexit”.

La mayoría de los analistas no espera que el BCE flexibilice su política monetaria en la reunión del jueves, sino que prevén que aguardaría hasta septiembre, mes en el que anunciará su próximo cuadro de previsiones económicas.

Los mercados monetarios barajan menos de un 20 por ciento de probabilidades de un recorte de 10 puntos básicos en los tipos esta semana, después de que la decisión del Banco de Inglaterra la semana pasada de mantener sin cambios sus tasas de interés en la primera reunión tras el “Brexit” redujo las expectativas de medidas inminentes por parte del BCE.

Aún así, se prevé que el BCE mantenga un tono flexible y que podría modificar los parámetros de su programa de compra de bonos para hacer frente al problema de escasez en países como Irlanda y Portugal además de Alemania, el emisor de referencia de la zona euro y donde se compran la mayor parte de los títulos.

“Probablemente el BCE no añada más estímulos monetarios esta semana, pero sin duda podría hacer ajustes porque ahora hay una situación de mayor presión para hacer frente a la escasez de bonos”, dijo el estratega de Commerzbank, Rainer Guntermann.

A menos que el BCE relaje sus propias restricciones, podría quedarse sin bonos que comprar en cuestión de meses, de acuerdo con algunas estimaciones de bancos.

Entre las opciones, podría suprimir la norma por la cual no compra deuda con un rendimiento inferior a la tasa de depósito, que se encuentra en -0,40 por ciento. El BCE también podría eliminar la norma que le impide comprar más del 33 por ciento de cualquier bono, siempre que no tenga una Cláusula de Acción Colectiva (CAC), caso en que establece 25 por ciento de límite.

Traducido en la Redacción de Madrid; Editado en español por Ana Laura Mitidieri

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below