España compra tiempo con subasta bonos, pero rescate gravita

jueves 8 de noviembre de 2012 09:26 GYT
 

MADRID (Reuters) - España demostró el jueves que los inversores están dispuestos a comprarle hasta deuda de largo plazo, tras una exitosa colocación de bonos que le permitió completar sus necesidades financieras del 2012, lo que le da al Gobierno tiempo para solicitar ayudar internacional.

El Tesoro español vendió bonos por 4.800 millones de euros (6.130 millones de dólares), más que el objetivo planeado. Ello ahora le permitirá al Gobierno del presidente Mariano Rajoy empezar a recaudar fondos por adelantado para cubrir sus planes del 2013.

La subasta incluyó papeles de largo plazo por primera vez en un año y medio, una señal de que hay interés en invertir en España en un horizonte más lejano.

Sin embargo, esos bonos a 20 años anotaron un rendimiento del 6,328 por ciento, un nivel alto para los estándares históricos.

Pese a que la Exitosa colocación, los rendimientos subieron en el mercado secundario, lo que analistas interpretaron como una advertencia de que el buen ritmo de financiación del país no debe hacerle creer que la petición de la asistencia financiera ya es innecesaria.

El diferencial de la deuda española a 10 años frente a su equivalente alemán se situaba en 447 puntos básicos frente a los 439 pb anteriores a la subasta y comparado con los 431 pb de las últimas transacciones del miércoles.

"Yo creo que la subida de la prima de riesgo después de la subasta, que ha sido buena, es un recordatorio al Ejecutivo para de que no olvide que el rescate continúa siendo un elemento pendiente", dijo Nicolás López, director de análisis y mercados de M&G Valores.

La directora de estrategia y economía de Cortal Consors, Estefanía Ponte, añadió que pasadas las elecciones en Estados Unidos, se habría acabado un cierto periodo de estabilidad del que han disfrutaron distintos mercados financieros, entre ellos el de deuda soberana europea.

Pese a todo, analistas dijeron que el hecho de que el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, haya manifestado su claro respaldo al euro sería un límite para la toma de posiciones contra la deuda periférica.   Continuación...