Bonos EEUU suben por negociaciones fiscales, preocupaciones por Israel

viernes 16 de noviembre de 2012 16:54 GYT
 

Por Richard Leong

NUEVA YORK (Reuters) - Los precios de los bonos del Tesoro estadounidense subieron el viernes y los rendimientos tocaron niveles mínimos en más de dos meses, en medio del escepticismo por el rumbo de las negociaciones políticas para evitar un ajuste fiscal en el país y por temores de enfrentamientos entre palestinos e Israel.

El avance del mercado de bonos fue contenido por la estabilidad alcanzada por las acciones de Wall Street, que se ha desplomado por temores de que el presidente Barack Obama y el Congreso no logren alcanzar a tiempo un acuerdo que evite el "abismo fiscal", una mezcla de alzas de impuestos y recortes de gastos que podría entrar en vigencia a inicios del 2013.

El efecto del llamado abismo fiscal podría empujar a la mayor economía mundial a una nueva recesión, de acuerdo a muchos economistas.

El presidente Obama y los líderes legislativos mantuvieron el viernes una ronda de negociaciones en la Casa Blanca para intentar zanjar las diferencias.

Tras el encuentro, algunos legisladores sugirieron la posibilidad de un acuerdo en torno al presupuesto que contemple recorte de gastos e ingresos adicionales, aunque no ampliaron los detalles de las conversaciones.

El tono positivo de los bonos recibió un apoyo extra del dato que mostró una sorpresiva baja en la producción industrial de Estados Unidos en octubre debido a la tormenta Sandy, aunque la tendencia fue consistente con la desaceleración de la actividad manufacturera.

El bono de referencia a 10 años subió 6/32 en precio a 100-15/32, ofreciendo un rendimiento del 1,574 por ciento, una baja de dos puntos básicos frente a la renta del jueves.

Los principales índices accionarios de Estados Unidos se recuperaron de sus pérdidas previas, en un mercado donde Standard & Poor's 500 ha caído más del 4 por ciento en las últimas dos semanas.

Al tiempo que los legisladores de Estados Unidos trataron de tranquilizar a los mercados financieros, los enfrentamientos entre israelíes y palestinos mantuvieron en vilo a los inversionistas al reportarse movilizaciones en ambas partes.