11 de julio de 2013 / 19:14 / hace 4 años

Fed no aplaca sed de los mercados

5 MIN. DE LECTURA

El presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke, durante una reunión en Cambrigde, EEUU, jul 10 2013. El presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos, Ben Bernanke, sabe ahora por qué las aguas desconocidas en las cartas de navegación de los viejos marineros solían ser marcadas con la nota "Aquí hay Dragones".Dominick Reuter

Por Alan Wheatley

LONDRES (Reuters) - El presidente de la Reserva Federal de Estados Unidos, Ben Bernanke, sabe ahora por qué las aguas desconocidas en las cartas de navegación de los viejos marineros solían ser marcadas con la nota "Aquí hay Dragones".

La revelación el 19 de junio del banco central estadounidense con el esbozo de un mapa de ruta para retirar por fases su programa sin precedentes de compras de bonos para mediados del 2014 desató una fiera reacción de los mercados globales.

Los inversionistas de inmediato especularon que el periodo de tasas de interés de la Fed en casi cero por ciento llegaría a su fin más pronto de lo pensado.

Claramente sorprendido, Bernanke y sus colegas de política monetaria han estado desde entones tratando de aplacar los monstruos que despertaron. Eso genera la cuestión sobre qué pudieron haber hecho de una manera diferente para transmitir el mensaje de que un fin gradual de las compras de activos no contemplaba una pronta alza en los costos de endeudamiento.

Julian Jessop, jefe economista global de Capital Economics, una consultoría de Londres, se cuadró firmemente con Bernanke y le dio nueve de 10 puntos por su comunicación.

"Ha sido perfectamente claro lo que Bernanke ha estado diciendo y lo que la Fed ha estado diciendo. Si hay algún problema, es con la interpretación del mercado de estas cosas y también por la manera en que lo reportan los medios", dijo Jessop.

Bernanke trató nuevamente el miércoles de aclarar las cosas en un discurso ante el Buró Nacional de Investigación Económica (NBER), enfatizando que una política altamente expansiva era necesaria en un futuro previsible.

El jefe de la Fed habló poco después de la difusión de las minutas del encuentro del banco central del 19 de junio, donde los consejeros lo delegaron para que trazara un cronograma indicador para "reducir" las compras de bonos.

Los comentarios de Bernanke del mes pasado enviaron a los mercados a una caída libre. Pero los respaldó en su discurso ante el NBER, argumentando que inversionistas altamente apalancados podrían haber sido inducidos a tomar apuestas aún más riesgosas si la Fed no hubiera comunicado sus intenciones.

No obstante, Marco Annunziata, jefe economista de General Electric, dijo que Bernanke meramente terminó enredándose a sí mismo al tratar de justificar la posición de la Fed.

Annunziata reprendió a Bernanke por tratar de manejar las expectativas del mercado, porque al final es mucho lo que la Fed puede hacer para un buen retorno de condiciones monetarias más normales.

"Las minutas de la Fed de junio y las declaraciones de Bernanke en la NBER ayer incrementaron la confusión sobre las intenciones de la política de la Fed", dijo en una nota. "El resultado será la continuación de la alta volatilidad a medida que los mercados se ajustan al cambiante escenario y se centran nuevamente en los fundamentos", dijo.

Podria Haber Mayor Claridad

Jessop dijo que el jefe de la Fed no puede ganar.

"El es criticado si lo hace y criticado si no lo hace", dijo. "Hay el riesgo de que mientras más información uno suministre, más la interpretará mal el mercado. Igualmente, mientras menos información se ofrezca, más amplio será el vacío que la gente quisiera llenar con cosas que están completamente equivocadas".

Los inversionistas, sin embargo, pueden ser perdonados por haberse confundido por las intrincadas palabras de las minutas del mes pasado, que recogieron las deliberaciones del Comité Federal de Mercado Abierto reflejando los puntos de vista de todos los 19 miembros de la Fed, votantes y no votantes por igual.

"No estamos seguros cómo se puede pasar de 'muchos' necesitando ver avances en el mercado laboral antes de que se comiencen a reducir las compras de bonos, a la 'mitad' viendo que las compras de bonos terminarían a fines de año. Al mismo tiempo, 'muchos' otros funcionarios de las Fed vieron compras de bonos en el 2014", dijo Adrian Miller de GMP Securities.

O como lo describió el banco holandés ING: "Minutas de Fed -Qué desastre!"

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below