Bancos temen repercusiones tras acuerdo de UBS con regulador EEUU en caso hipotecas

viernes 26 de julio de 2013 11:58 GYT
 

WASHINGTON/LONDRES (Reuters) - UBS pagará 885 millones de dólares en un acuerdo con un regulador estadounidense por la acusación de presentar inadecuadamente la información sobre títulos de deuda respaldados por hipotecas, lo que abre la puerta a que otros prestamistas deban desembolsar miles de millones de dólares.

Prestamistas europeos y estadounidenses como Credit Suisse y Deutsche Bank han apartado dinero para cubrir el costo de cualquier pérdida derivada de la disputa con la Agencia Federal de Financiamiento de la Vivienda (FHFA, por su sigla en inglés), aunque las estimaciones varían ampliamente.

Las acciones de Royal Bank of Scotland, que han crecido en un cuarto de su valor desde el 3 de julio tras haber caído tras la expulsión del presidente ejecutivo Stephen Hester en junio, retrocedieron hasta un 3 por ciento el viernes, tras la revelación del acuerdo de UBS.

La FHFA dijo el jueves que UBS pagará 415 y 470 millones de dólares a las financieras hipotecarias patrocinadas por el Gobierno Fannie Mae y Freddie Mac, respectivamente, para resolver disputas relacionadas a títulos respaldados por hipotecas vendidos a las compañías entre 2004 y 2007.

UBS es sólo uno de los 18 bancos que la FHFA persiguió en el 2011 por una presunta distorsión de la calidad de garantías hipotecarias durante el período previo a la crisis financiera.

El banco suizo es el tercero en llegar a un acuerdo, después de que Citigroup y General Electric lo hicieran con cifras no reveladas.

UBS dijo el lunes que su ganancia del segundo trimestre superó los pronósticos incluso luego del acuerdo, que según el banco se había acordado en principio sin especificar la cantidad exacta involucrada.

La FHFA indicó que "sigue comprometida a resolver satisfactoriamente también las demandas restantes" y que el acuerdo podría instalar un precedente sobre los costos para otros bancos.

Los temores sobre un acuerdo caro sumaron incertidumbre en torno a RBS, que se está esforzando para atraer un reemplazante de Hester mientras el Gobierno realiza una revisión sobre si el banco debería escindirse.   Continuación...