Sector de servicios en China exhibe cierta resistencia: PMI de HSBC

lunes 5 de agosto de 2013 08:45 GYT
 

PEKIN (Reuters) - La actividad en el sector de servicios de China desafió el enfriamiento económico del país para expandirse modestamente en julio, mostró el lunes una encuesta privada, luego de que los nuevos pedidos comerciales rebotaron desde un mínimo de varios años en una inusual señal de resistencia.

Pero eso fue atenuado por una caída en los precios que cobran las empresas a un mínimo de nueve meses, lo que sugiere que la demanda continúa demasiado débil para que puedan subir los precios, y las expectativas de negocio se ubican cerca de su nivel más bajo desde el 2005.

El índice HSBC/Markit de gerentes de compras (PMI, por su sigla en inglés) para el sector de servicios se situó en 51,3 en julio, sin cambios desde junio y sólo levemente por encima de un mínimo en 20 meses de 51,1 alcanzado en abril.

Una lectura por encima de 50 sugiere que el negocio creció, mientras que un resultado por debajo de 50 apunta a una contracción.

La economía de China se encamina a crecer este año a su ritmo más débil desde 1990 en momentos en que la demanda externa e interna pesa sobre las exportaciones y la producción fabril. Una desaceleración de la inversión ha pesado adicionalmente sobre el crecimiento.

"El sector de servicios de China se ha estabilizado en un nivel relativamente bajo de crecimiento", dijo Qu Hongbin, economista de HSBC.

"Sin embargo, los márgenes de ganancia siguen siendo presionados. Sin una mejora sostenida de la demanda, el crecimiento (en el sector de) servicios probablemente seguirá siendo mediocre, poniendo presión a la baja sobre el crecimiento del empleo", agregó.

El subíndice de nuevos pedidos rebotó a 52,3 desde la lectura de junio, que fue la más baja en más de cuatro años.

Los mercados financieros están cada vez más nerviosos por la salud económica de China a pesar de garantías de Pekín de que la segunda mayor economía del mundo está en camino de cumplir su meta de crecimiento anual de un 7,5 por ciento.

Crucialmente, las empresas de servicios son los mayores empleadores en China, en momentos en que el Gobierno está preocupado de que una caída en la actividad pueda poner en riesgo la estabilidad social al incrementar el desempleo, en momentos en que trata de alejar a la economía desde un enfoque en la manufactura.

(Reporte de Koh Gui Qing. Editado en español por Carlos Aliaga)