23 de agosto de 2013 / 15:45 / hace 4 años

Argentina pierde apelación EEUU en batalla con acreedores

4 MIN. DE LECTURA

Un hombre vestido con colores similares a la bandera de Argentina durante una manifestación frente al Congreso en Buenos Aires, abr 24 2013. Argentina perdió el viernes su apelación contra una orden de un juez que le exigió pagar 1.330 millones de dólares a acreedores con bonos que no aceptaron participar de dos reestructuraciones de deuda gubernamental por 100.000 millones de dólares hace más de una década.Enrique Marcarian

Por Jonathan Stempel

NUEVA YORK (Reuters) - Argentina perdió el viernes su apelación contra una orden de un juez que le exigió pagar 1.330 millones de dólares a acreedores con bonos que no aceptaron participar de dos reestructuraciones de deuda soberana impaga, pero un pedido de suspensión del fallo seguirá vigente.

La corte de apelaciones del Segundo Circuito de Nueva York dijo que el cumplimiento del mandato judicial se mantendrá pendiente de que la Corte Suprema de Estados Unidos resuelva una apelación de una decisión anterior, lo que aleja un inmediato eventual nuevo default del país sudamericano.

Argentina cayó en default hace más de una década, cuando declaró la imposibilidad de honrar una deuda de 100.000 millones de dólares. El país reestructuró sus obligaciones en el 2005 y el 2010 aplicando severas quitas a los inversores, pero acreedores no aceptaron participar de esas operaciones y entablaron una batalla legal.

La decisión de la corte de apelaciones supone una victoria para los llamados "holdouts", o tenedores de bonos pendientes de pago encabezados por NML Capital Ltd, una unidad de Elliot Management Corp de Paul Singer, y Aurelius Capital Management.

El juez de circuito estadounidense Barrington Parker dijo que la corte cree que "es justo que un acreedor reciba lo que negoció y a lo que, por lo tanto, tiene derecho, aún si otros acreedores cuando reciben lo que negociaron no obtienen lo mismo".

"Como la decisión de la corte no hace otra cosa que obligar a Argentina a mantener su obligación contractual de igual trato, no vemos abuso de discreción", agregó.

Pero, los activos argentinos reaccionaron favorablemente a la decisión debido a que da más tiempo judicial al Gobierno.

El índice Merval de la Bolsa de Buenos Aires subía un 1,53 por ciento a 4.004,18 puntos, a las 1600 GMT, liderado por la mejora anotada en acciones del segmento financiero y los bonos soberanos en la plaza extrabursátil registraban un promedio de precios equilibrado, aunque el Bonar 2017 en dólares crecía un 1,5 por ciento.

"La decisión del tribunal en contra de Argentina es lo que hemos estado esperando. La decepción del mercado puede ser moderada por la continuación de la suspensión a través de la apelación a la corte suprema", dijo Stuart Culverhouse, jefe de investigación de Exotix en Londres.

El ex secretario de Finanzas de Argentina Daniel Marx, un experto en temas de deuda de Quantum, dijo que según los jueces, Argentina prometió pagar sus obligaciones sin importar que los acreedores fuesen "un (...) fondo buitre, una viuda o un huérfano".

Agregó que "adicionalmente, sostienen que aplicar un descuento a la deuda no estaba en el contrato y la corte debe garantizar el cumplimiento de los mismos".

El fallo apelatorio mantuvo una decisión de noviembre del 2012 que requirió que Argentina pague el dinero a un fideicomiso controlado por la corte antes de la fecha del siguiente pago de intereses a bonistas que acordaron canjear su deuda en el 2005 y 2010.

Los bonistas que reclaman cobrar sus tenencias nominales han argumentado que Buenos Aires continúa desafiando las leyes estadounidenses al no pagarles en su totalidad.

Argentina ha dicho que si es forzada a pagar a los bonistas que no aceptaron el canje, entonces futuras reestructuraciones soberanas serán imposibles de llevarse a cabo.

Argentina ha llamado a bonistas disidentes como NML y Aurelius "buitres".

Aproximadamente un 93 por ciento de los bonos del país fueron reestructurados, con acreedores recibiendo desde 25 a 29 centavos por dólar.

En octubre del 2012, el Segundo Circuito dijo que Argentina violó una cláusula de tratamiento igualitario en los contratos que gobiernan sus bonos.

El juez de distrito Thomas Griesa ordenó en noviembre a Argentina que pagara 1.330 millones de dólares a los "holdouts" en un fideicomiso antes de realizar su próximo pago de intereses de deuda a los acreedores que participaron del canje.

Reporte de Nate Raymond en Nueva York; Editado por Javier López de Lérida

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below