29 de agosto de 2013 / 14:04 / en 4 años

Trabajadores de comida rápida en EEUU planean huelga nacional por salarios

Por Atossa Araxia Abrahamian

NUEVA YORK (Reuters) - Los trabajadores de comida rápida en Estados Unidos comenzarán el jueves una huelga en una campaña de casi un año para elevar los salarios en el sector de servicios.

Empleados de McDonald’s Corp, Wendy’s Restaurants LLC , Burger King Worldwide Inc y otros restaurantes prometieron interrumpir sus tareas en 50 ciudades desde Boston, en el este del país, hasta Alameda, en California, dijeron los organizadores.

Se espera que empleados de cadenas minoristas de Macy’s Inc, Sears Holdings Corp y Dollar Tree Inc se unan a la huelga en algunas ciudades.

La huelga se da tras una protesta similar en noviembre, cuando unos 200 trabajadores interrumpieron sus tareas en restaurantes de comida rápida en Nueva York. Grupos en Chicago, Kansas City, Detroit y otras ciudades imitaron la medida en abril y julio.

Los trabajadores quieren formar sindicatos y negociar salarios más altos con sus empleadores sin enfrentar represalias de franquicias o casas centrales. Demandan 15 dólares la hora, desde 7,25 dólares, que es el mínimo federal actual establecido.

El salario promedio de trabajadores de las cadenas de comida rápida más conocidas es 8,94 dólares la hora, según un análisis de datos del Gobierno hecho por un grupo activista de trabajadores con bajos sueldos.

Casi todos los trabajos en el sector privado de comida rápida no son sindicalizados, y los organizadores dicen que las represalias contra empleados que tratan de formar sindicatos son comunes.

Martin Rafanan, un organizador comunitario en St. Louis, Misuri, donde el salario mínimo es 7,35 dólares la hora, dijo que empleados de McDonald’s y Wendy’s se inspiraron en las discusiones sobre desigualdad de ingresos del movimiento Occupy Wall Street. Pero añadió que la razón principal de su frustración es financiera.

“Si se paga 7,35 la hora y se emplea a alguien por 20, 25 horas a la semana, que es el promedio aquí, ese trabajador está llevando a casa unos 10.000 dólares por año. No se puede vivir con eso”, dijo Rafanan.

“A menos que podamos resolver cómo hacer que las compañías con grandes ingresos paguen un salario justo a sus trabajadores, las veremos (a las empresas) sacar toda la sangre, sudor, lágrimas y dinero de nuestras comunidades”, añadió.

La Asociación Nacional de Restaurantes, el grupo comercial de los restaurantes y cadenas de comida rápida de Estados Unidos, dijo en un comunicado que el sector da trabajo a 13 millones de estadounidenses y que las negociaciones sobre salarios “deberían basarse en hechos”.

“Solo cinco por ciento de los empleados de restaurantes ganan el salario mínimo y son predominantemente trabajadores de medio tiempo y la mitad son adolescentes”, dijo Scott DeFife, el vicepresidente ejecutivo de asuntos de política y gubernamentales de la organización.

Las cadenas de comida rápida, que no han cambiado sus políticas salariales como resultado de las huelgas recientes, se expresaron en un tono similar. Muchas de ellas dicen que dan buenos trabajos y muchas oportunidades para empleados que buscan avanzar en la firma.

“McDonald’s apunta a ofrecer una paga competitiva y beneficios a nuestros empleados. Nuestra historia está repleta de ejemplos de individuos que tuvieron su primer trabajo en McDonald’s y protagonizaron exitosas carreras tanto dentro como fuera de McDonald‘s”, dijo la compañía en un comunicado.

Wendy’s y Burger King no respondieron a pedidos por comentarios.

Reporte de Atossa Araxia Abrahamian, editado en español por Patricia Avila

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below