Actividad económica de Brasil cae menos de lo esperado en julio

viernes 13 de septiembre de 2013 11:28 GYT
 

SAO PAULO (Reuters) - La actividad económica de Brasil se contrajo menos de lo esperado durante julio debido a que las buenas ventas del comercio minorista compensaron una fuerte baja en la actividad manufacturera, por lo que se espera que la economía logre evitar una caída trimestral.

El índice de actividad económica de Brasil IBC-Br declinó un 0,33 por ciento en julio frente a junio, en términos ajustados por estacionalidad, informó el viernes el banco central brasileño.

Se esperaba que el índice registrara una baja de un 0,9 por ciento, según la mediana de las estimaciones de 21 analistas consultados por Reuters.

El IBC-Br es considerado un anticipo del Producto Interno Bruto, que será divulgado más tarde este mes.

La mayor parte de los expertos anticipan que la economía de Brasil tropezará en la segunda mitad del año tras la inesperada subida entre abril y junio, que fue provocada por estímulos de corto plazo.

Sin embargo, las cifras de julio sugieren que el declive no sería tan pronunciado como se había calculado.

Las ventas minoristas crecieron un 1,9 por ciento en julio respecto al mes anterior, la subida mensual más fuerte desde enero de 2012, impulsada por una inusual caída en los precios de los alimentos.

Además, un nuevo programa de exenciones tributarias apoyó las ventas de electrodomésticos.

El fuerte consumo compensó la magra producción industrial de julio. La actividad se contrajo un 2 por ciento desde junio, ya que la escasa confianza empresarial afectó a la demanda por bienes de capital.

El índice, una medida de la actividad en agricultura, industria y servicios, subió en un 3,38 por ciento sobre el mismo mes del año anterior.

(Reporte de Silvio Cascione)

 
Un trabajador y una bandera brasileña reflejados en la muralla de un edificio empresarial en el centro financiero de la avenida Paulista en Sao Paulo, Brasil, ago 29 2013. La actividad económica de Brasil se contrajo menos de lo esperado durante julio debido a que las buenas ventas del comercio minorista compensaron una fuerte baja en la actividad manufacturera, por lo que se espera que la economía logre evitar una caída trimestral. REUTERS/Nacho Doce