Fed sorprende, mantiene estímulo y recorta panorama de crecimiento

miércoles 18 de septiembre de 2013 17:50 GYT
 

Por Pedro da Costa y Alister Bull

WASHINGTON (Reuters) - La Reserva Federal de Estados Unidos dijo que continuará por ahora con su ritmo de compra de bonos, en respuesta a las preocupaciones de que unas tasas de interés más altas puedan presionar la tímida recuperación de la mayor economía del mundo.

La decisión de la Reserva Federal (Fed) de mantener su estímulo de 85.000 millones de dólares al mes sorprendió el miércoles a los mercados financieros del mundo, que estaban preparados para una reducción del programa del banco central.

La Fed citó tensiones en la economía debido a la ajustada política fiscal y mayores tasas hipotecarias, al explicar por qué decidió mantener sus compras de activos al ritmo actual.

La noticia disparó las ganancias en los mercados cambiarios y de acciones de América Latina, que temían que un recorte desatara una salida abrupta de los dólares que inundaron en los últimos años la región.

Pero no hay certezas de que ocurra eso en los próximos meses. El presidente de la Fed, Ben Bernanke, incluso evitó comprometerse a reducir el ritmo de compras en lo que queda del año como había insinuado con anterioridad.

"No hay un calendario fijo. Realmente tengo que enfatizar eso", dijo en una conferencia de prensa. "Si los datos confirman nuestro panorama básico, si tenemos más confianza en ese panorama (...) entonces podríamos actuar más adelante este año".

En Wall Street el índice accionario S&P 500 alcanzó un récord máximo. Los precios de los bonos del Tesoro estadounidense también treparon con fuerza y el oro, un tradicional refugio contra la inflación, subió con la noticia.

Del otro lado de la balanza, el dólar se desplomó a un mínimo de siete meses frente al euro.   Continuación...

 
La Reserva Federal de Estados Unidos dijo el miércoles que continuará por ahora con su ritmo de compra de bonos de 85.000 millones de dólares al mes, sorprendiendo a los mercados financieros del mundo, que esperaban una reducción del estímulo económico del banco central. En la foto del miércoles, operadores ven el discurso de Ben Bernanke. Sept 18, 2013. REUTERS/Brendan McDermid