Washington se convierte en el mayor riesgo a la economía de Estados Unidos

jueves 17 de octubre de 2013 17:42 GYT
 

Por Andy Sullivan

WASHINGTON (Reuters) - Podría ser difícil encontrar consenso en Washington en estos días, pero muchos ejecutivos corporativos y economistas parecen coincidir en un punto: el mayor riesgo a la economía más grande del mundo podrían ser sus propios representantes elegidos.

Crisis presupuestarias y de deuda, recortes indiscriminados de gastos y una paralización de 16 días del Gobierno no serían suficientes para llevar de nuevo a la economía estadounidense a la recesión.

Pero las equivocaciones en la política de Washington en años recientes han desacelerado significativamente el crecimiento económico y han mantenido a más o menos 2 millones de personas sin empleo, según estimaciones recientes.

Los grandes recortes de gastos son una gran razón. Pero el Gobierno en crisis también podría estar llevando a las empresas a ahorrar su dinero en vez de construir nuevas fábricas, comprar más equipamiento y contratar a más trabajadores, afirman algunos economistas.

"Cada vez soy más de la opinión de que el motivo por el cual nuestra economía no puede aumentar su marcha es debido a la incertidumbre creada por Washington", afirmó Mark Zandi, economista jefe de Moody's Analytics.

El Congreso votó el miércoles por reabrir el financiamiento al Gobierno y extender su autoridad de endeudamiento hasta febrero del próximo año.

Sin embargo, el acuerdo no logró resolver las disputas subyacentes que llevaron a la crisis, lo que ha hecho que muchos teman que nuevos enfrentamientos puedan repetirse en unos pocos meses más.

El plan establece un foro para intentar forjar un acuerdo presupuestario más permanente, pero pocos esperan que tenga éxito.   Continuación...

 
El Capitolio estadounidense visto detrás de una cadena en Washington, sep 30 2013. Podría ser difícil encontrar consenso en Washington en estos días, pero muchos ejecutivos corporativos y economistas parecen coincidir en un punto: el mayor riesgo a la economía más grande del mundo podrían ser sus propios representantes elegidos. REUTERS/Kevin Lamarque