Datos fabriles y de empleo en EEUU muestran fortaleza subyacente de la economía

jueves 2 de enero de 2014 13:43 GYT
 

Por Lucia Mutikani

WASHINGTON (Reuters) - Una medición de la actividad manufacturera en Estados Unidos se mantuvo cerca de máximos de dos años y medio en diciembre y el número de personas que solicitó nuevos pedidos de subsidio por desempleo cayó la semana pasada por segunda vez consecutiva, lo que muestra que la mayor economía mundial sigue firme.

El jueves se supo además que el gasto en construcción alcanzó su máximo en casi cinco años en noviembre.

El Instituto de Gerencia y Abastecimiento (ISM, por su sigla en inglés) dijo que su índice nacional de actividad fabril permaneció en 57,0 el mes pasado desde el máximo de dos años y medio registrado en noviembre, cuando el índice llegó a 57,3.

Las lecturas por encima de 50 indican expansión.

El resultado de diciembre, incluso, fue la segunda mayor lectura del 2013.

"La confianza está mejorando. Todo esto es muy positivo. Esperamos que el crecimiento repunte una vez más en el nuevo año", aseguró Scott Brown, economista jefe en Raimond James en St.Petersburg, Florida.

En un informe separado, el Departamento del Trabajo dijo que los pedidos iniciales de subsidios estatales por desempleo bajaron en 2.000, a una cifra desestacionalizada de 339.000 en la semana finalizada el 28 de diciembre.

Aunque las solicitudes siguen mostrando fuertes fluctuaciones estacionales, economistas dijeron que la caída de la semana pasada era consistente con una mejoría en las condiciones del mercado laboral y estaba en línea con otros indicadores que muestran una aceleración del crecimiento del empleo.   Continuación...

 
Folleto en una feria laboral en Los Angeles, California, nov 18, 2013. Una medición de la actividad manufacturera en Estados Unidos se mantuvo cerca de máximos de dos años y medio en diciembre y el número de personas que solicitó nuevos pedidos de subsidio por desempleo cayó la semana pasada por segunda vez consecutiva, lo que muestra que la mayor economía mundial sigue firme. REUTERS/Lucy Nicholson