Desempleo en zona euro sigue en máximos históricos, pero ventas minoristas repuntan

miércoles 8 de enero de 2014 11:34 GYT
 

Por Martin Santa

BRUSELAS (Reuters) - Las ventas minoristas de la zona euro registraron en noviembre un significativo incremento pese a que el desempleo se mantuvo en máximos históricos, en una señal de repunte de la demanda de los consumidores que aliviaría las preocupaciones de deflación en el bloque y las presiones para que el Banco Central Europeo relaje su política monetaria.

Los datos divulgados el miércoles mostraron la mayor alza mensual en 12 años en las ventas minoristas, un indicador de la demanda de los hogares que se ha visto debilitado en todo el bloque por las altas tasas de desempleo.

El repunte se produjo a pesar de que el desempleo se mantuvo en noviembre en un 12,1 por ciento por octavo mes consecutivo.

Datos difundidos el martes habían mostrado una sorpresiva desaceleración en la inflación en la zona euro, que llegó a un 0,8 por ciento en diciembre, muy por debajo de la meta del Banco Central Europeo (BCE) de poco menos del 2 por ciento.

Este fue el tercer mes consecutivo en el que la lectura resultó inferior al 1 por ciento, el nivel que el BCE, que celebrará el jueves su reunión mensual de política monetaria, considera una zona de peligro de deflación.

Las ventas minoristas en el bloque de 17 países repuntaron un 1,4 por ciento en noviembre, después de caer un 0,4 por ciento en octubre, mostrando el mayor incremento mensual desde noviembre del 2001.

Comparado con el mismo período del 2012, el volumen de ventas subió un 1,6 por ciento después de registrar una caída del 0,3 por ciento en octubre, lo que implica la mayor subida desde febrero del 2008.

El número de personas sin trabajo en la zona fue en noviembre de 19,241 millones, 4.000 más que el mes anterior, dijo la oficina de estadísticas la Unión Europea, Eurostat.   Continuación...

 
Unas personas en la fila de ingreso a una oficina de empleos gubernamental en Madrid, ene 3 2014. Las ventas minoristas de la zona euro registraron en noviembre un significativo incremento pese a que el desempleo se mantuvo en máximos históricos, en una señal de repunte de la demanda de los consumidores que aliviaría las preocupaciones de deflación en el bloque y las presiones para que el Banco Central Europeo relaje su política monetaria. REUTERS/Susana Vera