4 de junio de 2014 / 17:53 / en 3 años

ACTUALIZA 2-Inflación de Uruguay avanza 0,32 pct en mayo por vivienda y vestimenta

(Agrega cita de ministro y analista)

MONTEVIDEO, 4 jun (Reuters) - Los precios minoristas uruguayos subieron un 0,32 por ciento en mayo y la tasa anual continuó por encima de la meta de las autoridades para 2014, dijo el miércoles el Gobierno, debido a aumentos en los costos de la vivienda y la vestimenta.

El Indice de Precios al Consumo (IPC) acumula un alza del 9,18 por ciento en los últimos 12 meses a mayo, superando el 7 por ciento máximo oficial fijado como referencia para este año.

Para lo que va del 2014, en tanto, la inflación se incrementó un 5,01 por ciento.

Pese a que la tasa anualizada continúa cediendo desde el 9,82 por ciento alcanzado en febrero, se mantuvo igual a la cifra de abril, mes en que los precios cayeron un 0,06 por ciento tras una serie de medidas aplicadas por el Gobierno.

Desde marzo rige un acuerdo con supermercados para congelar los precios de una canasta básica, así como el descuento del Impuesto al Valor Agregado (IVA) a la tarifa de luz y de telefonía fija, y a la importación y venta de verduras.

“Seguimos en el combate contra la inflación, evidentemente tuvimos un buen resultado en estos primeros dos meses(...)pero tenemos que seguir,(...)vamos a volver a reunirnos con el sector privado para evaluar posibilidades de continuar estos acuerdos”, dijo a periodistas el ministro de Economía, Mario Bergara.

Para la economista María Dolores Benavente hacen falta cambios estructurales que alejen la tasa anual de los dos dígitos.

“Uno tiene que mirar la tendencia (...) y la tendencia lo que nos está diciendo es que la inflación importante (...) sigue estando en niveles muy altos”, dijo la especialista.

Analistas consultados por el banco central semanas atrás esperaban un incremento de la inflación de un 0,36 por ciento en el quinto mes del año. En mayo de 2013 los precios minoristas habían avanzado un 0,32 por ciento.

“Mientras no haya (una) política fiscal y política salarial que acompañe la lucha del banco central contra la inflación en una economía con una pequeña base monetaria como esta, tan dolarizada, es poco lo que puede hacer el banco central”, agregó Benavente.

Bergara precisó que no es posible atacar la inflación mediante los ingresos porque ya se cerraron las negociaciones de los acuerdos salariales para los próximos dos años.

“(Tenemos que) continuar con el cuidado en terreno fiscal, o sea los fundamentos macros que aseguran estabilidad en el mediano plazo, pero la principal preocupación está en el corto plazo. Entonces, ahora (debemos) continuar con esta línea de trabajo y seguir analizando posibles medidas”, dijo el ministro.

RUBROS AL ALZA

Los sectores que más incidieron en la inflación de mayo fueron vivienda, con un alza de un 0,63 por ciento, y vestimenta, con un aumento de un 1,45 por ciento.

Un mayor incremento del IPC fue amortiguado por la contracción de un 0,23 por ciento de alimentos y bebidas, ante una pronunciada baja en los precios de legumbres y hortalizas y acotadas alzas en carnes, harinas y lácteos.

Sin embargo, restaurantes y hoteles registró un alza de un 0,76 por ciento, mientras que el aumento del seguro de los automóviles repercutió en un avance de un 0,90 por ciento en el rubro bienes y servicios. (Reporte de Malena Castaldi. Reporte adicional de Irene Schreiber. Editado por Manuel Farías)

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below