Colombia lanza una nueva versión de plan para estimular a la economía

jueves 28 de mayo de 2015 18:21 GYT
 

Por Nelson Bocanegra

BOGOTÁ, 28 mayo (Reuters) - Colombia lanzó el jueves una segunda versión de un plan de estímulo económico que busca paliar la desaceleración de la economía, en momentos en que el país enfrenta un recorte de gastos e inversión por la disminución de sus ingresos como consecuencia de la caída de los precios del petróleo.

El PIPE 2.0 (Plan de Impulso a la Productividad y el Empleo), sigue a la versión inicial de un programa lanzado en abril del 2013 por el presidente Juan Manuel Santos, durante su primer mandato que, según el Gobierno, propició un crecimiento adicional de un punto porcentual ese año a un 4,9 por ciento.

"Las perspectivas de crecimiento han venido bajando, precisamente con esa perspectiva y todavía manteniendo la camiseta de mayor crecimiento de la región, hemos creído oportuno hacer un esfuerzo para impulsar más la economía", dijo Santos en la presentación del plan.

El mandatario dijo que con el plan se busca que el Producto Interno Bruto (PIB) para 2015 logre al menos una expansión de un 3,5 por ciento, por debajo de la meta anterior de un 4,2 por ciento, la que había sido revisada a comienzos del año desde una original de un 4,8 por ciento.

Santos indicó que busca la creación de dos millones de empleos formales nuevos entre el 2015 y el 2018.

"Es un esfuerzo anticíclico, por así decirlo, para ver si podemos crecer a tasas más altas de las que la gente piensa que vamos a crecer", explicó.

Pero, contrario al plan del 2013, que involucraba recursos por unos 5 billones de pesos (1.962 millones de dólares), el nuevo programa no incluye gastos adicionales a los ya previstos debido a las apretadas finanzas del país andino.

"Es un plan que se enmarca dentro de ese principio (...) de la responsabilidad fiscal, no nos vamos a desordenar, no vamos a hacer cuentas alegres, todo dentro de lo que podemos hacer bajo nuestra regla fiscal", dijo el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas.   Continuación...