Plan de austeridad en Brasil es "estúpido", dice influyente senador

lunes 17 de agosto de 2015 09:43 GYT
 

SAO PAULO, 17 ago (Reuters) - Los esfuerzos del Gobierno de Brasil por reducir el alto nivel de deuda del país a través de un alza de impuestos y de frenar la depreciación de su moneda usando contratos a futuro son "estúpidos" y sólo harán lo contrario, dijo el senador opositor José Serra al diario Valor Econômico en una entrevista publicada el lunes.

Serra, que obtuvo la segunda mayoría en las elecciones presidenciales de 2002 y 2010, dijo que las metas de reducción de déficit y una política monetaria activa han causado una desaceleración en la actividad económica en forma generalizada, informó el periódico.

Serra agregó que un "vacío de poder" en la presidencia está creando una agitación en el mercado.

Sus declaraciones se producen en momentos en que aumenta la oposición al programa de austeridad de la presidenta Dilma Rousseff, debido en parte a que en su campaña para la reelección en 2014 prometió que no implementaría ningún recorte de presupuesto o alzas en las tasas de interés.

Los esfuerzos de Rousseff en favor de la austeridad, con los que busca mantener el grado de inversión soberana de Brasil, han desalentado incluso a algunos de sus partidarios y enfrentan la resistencia de los legisladores.

Al ser consultado sobre si postularía de nuevo a la presidencia, Serra dijo que una eventual nominación "no forma parte de mis pensamientos diarios en este momento".

El político del Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB) se unió a cientos de miles de manifestantes en São Paulo y otras importantes ciudades brasileñas el domingo para pedir la renuncia de Rousseff.

Serra dijo a Valor Econômico que pensaba que Rousseff no tenía la intención de dejar el cargo aunque, "a una abrumadora mayoría en el país le gustaría que renuncie".

Un problema serio es la incapacidad del Gobierno de Rousseff por obtener apoyo en el Congreso, dijo Serra al diario. Los esfuerzos por apuntalar a la economía, como una agenda para impulsar las inversiones y hacer que el clima de negocios sea menos oneroso para los empresarios, tendrán un "impacto nulo o un poco mayor que cero", agregó.   Continuación...