Estatal Petroperú espera producir crudo en lote estratégico en Perú después de 20 años

jueves 10 de septiembre de 2015 18:50 GYT
 

LIMA, 10 sep (Reuters) - La estatal Petroperú está a la espera de desarrollar un lote "estratégico" en el norte de Perú que le permitiría volver a explotar petróleo después de más de 20 años, dijo el jueves su presidente Germán Velásquez.

Petroperú aguarda a que el Ministerio de Economía apruebe su plan para explorar y explotar el lote 64, que cuenta con reservas probadas y probables de unos 55 millones de barriles de petróleo liviano; y avanza paralelamente con un plan ambiental que prevé terminar en junio del 2016.

Petroperú posee el 75 por ciento del lote 64 luego de que la canadiense Talismán se retiró en 2013. GeoPark Limited tiene un 25 por ciento del lote en la región de Loreto cerca a la frontera con Ecuador.

"El lote 64 es estratégico no solo por la calidad del petróleo sino por la ubicación cercana a diferentes yacimientos, y se puede vincular con el lote 86 ecuatoriano para generar sinergias sumamente interesantes e incrementar los volúmenes de producción de petróleo que estamos extrañando", dijo Velásquez en un foro sectorial en Lima.

La producción de petróleo de Perú, que ascendía a más de 150.000 barriles por día hace tres décadas, cayó a casi 69.000 barriles de crudo por día el año pasado.

"En estos momentos estamos en estudio de impacto ambiental, en junio del próximo año debe estar listo el estudio y se empezarán las actividades de exploración", agregó Velásquez.

El lote 64 está cerca de un oleoducto y de la refinería de Talara, ambos de propiedad de Petroperú. La empresa actualmente se dedica a la refinación, transporte, almacenamiento y venta de crudo.

El primer ministro, Pedro Cateriano, ha rechazado que Petroperú vuelva a producir crudo, enfrentándose al Congreso que destrabó una ley que lo permite.

La ley está siendo evaluada por el presidente Ollanta Humala, que debe aprobarla para que se haga efectiva.

En esa línea, Velásquez afirmó que "Petroperú es una empresa petrolera, no es una empresa refinera" y pidió que se le considere como una firma que aspira a la integración vertical. (Reporte de Teresa Céspedes; Editado por Javier López de Lérida)