Importadores chinos reservan menos embarques de cobre en 2016 por preocupaciones sobre demanda

lunes 21 de diciembre de 2015 09:23 GYT
 

Por Polly Yam

HONG KONG, 21 dic (Reuters) - Algunos importadores chinos de cobre refinado han reducido sus reservas de envíos a plazos en el 2016, ante las expectativas de que la débil demanda interna y los bajos precios continúen, dijeron fuentes de la industria en China.

Los envíos a plazos de cobre refinado caerían entre 20 y 30 por ciento en el 2016, dijo un ejecutivo en una importante firma comercializadora en Shanghái, estimando las importaciones mensuales promedio el próximo año en casi 200.000 toneladas, respecto a 250.000 toneladas al mes en el 2015.

La caída en los volúmenes a plazos reducirían las existencias de cobre refinado en el mercado local y los almacenes de aduana en China, y cualquier inesperado aumento de la demanda podría alentar primas y precios más altos en los mercados internos y externos, dijeron fuentes.

Los planes de reducir los envíos a plazos se dan pese a que los proveedores redujeron sus primas frente a los precios al contado del cobre en la Bolsa de Metales de Londres para superar la débil demanda de importaciones.

"Nuestras reservas totales a plazos han caído un 40 por ciento", dijo el gerente de una importante planta que utiliza metal refinado para hacer varas y tubos, que declinó ser identificado.

El ejecutivo dijo que la política de China de elevar las ventas de propiedades impulsaría la demanda de cobre que se utiliza en cables de electricidad y electrodomésticos como acondicionadores de aire, aunque el aumento en el consumo tomaría meses en verse reflejado en el mercado.

Un ejecutivo de una firma internacional de comercialización dijo que los clientes de su compañía no estaban dispuestos a tomar envíos a plazos en el 2016 y que por primera vez en años no habían reservado cobre refinado para China del productor chileno Codelco.

La esperada alza en las tasas de interés en Estados Unidos también están afectando las importaciones, ya que encarece el valor de los acuerdos financieros en dólares por las existencias en almacenes de aduanas de China. (Editado en español por María Cecilia Mora / REUTERS GB)