Comisión congreso brasileño vota por eliminar derechos exclusivos de Petrobras en región subsal

jueves 7 de julio de 2016 15:22 GYT
 

RÍO DE JANEIRO, 7 jul (Reuters) - Un proyecto de ley que permitiría que otras compañías además de Petrobras operen nuevos proyectos de petróleo y gas en la región subsal de Brasil avanzó el jueves, luego de que una comisión en la Cámara de Diputados votó a favor de la propuesta con la expectativa de reactivar la inversión en el sector.

La legislación propuesta, que ya fue aprobada por el Senado brasileño, pasará ahora al pleno de la Cámara de Diputados en Brasilia para ser sometida a votación la próxima semana.

El polígono subsal, cercano a Río de Janeiro, contiene cerca de 100.000 millones de barriles de recursos sin explotar según la Universidad del Estado de Río de Janeiro. Subsal es el crudo atrapado por debajo del lecho marino a más de 2.414 metros de la superficie del océano por una capa de sales minerales.

El proyecto modificaría una ley de 2010 que exige que todos los nuevos desarrollos en el polígono subsal estén liderados por Petrobras y que la petrolera tenga una participación financiera mínima del 30 por ciento en todos los proyectos en la zona.

Un escándalo de corrupción, una deuda de 126.000 millones de dólares -la mayor en la industria petrolera mundial- y la caída de los precios del crudo han forzado a Petrobras a recortar en más de la mitad su presupuesto anual de inversión, a casi 19.000 millones de dólares, desde más de 40.000 millones.

Como resultado, no cuenta con capital para invertir en nuevos proyectos subsal.

La necesidad de invertir de Petrobras pero su incapacidad para financiar ese gasto ha impedido la licitación de derechos en costa afuera, lo que ha bloqueado casi 120.000 millones de dólares de inversión potencial en el sector petrolero de Brasil, según IBP, la principal asociación de la industria.

La falta de nuevos desarrollos también ha privado al gobierno de regalías y otros impuestos a los campos nuevos. De ser aprobadas, las nuevas normativas permitirán que cualquier petrolera calificada compre y opere nuevas áreas subsal independiente de que Petrobras participe o no. (Reporte de Jeb Blount; Editado en español por María Cecilia Mora)