REENVÍO-ACTUALIZA 1-Banco Bradesco de Brasil eleva pronóstico por provisiones y anticipa año difícil

jueves 28 de julio de 2016 08:19 GYT
 

(Reenvía para eliminar letra sobrante en título)

Por Guillermo Parra-Bernal

SÃO PAULO, 28 jul (Reuters) - Banco Bradesco elevará sus provisiones por préstamos impagos más rápido a lo estimado previamente este año, una señal de que la peor recesión en ocho décadas y una lluvia de solicitudes de refinanciamiento están pesando sobre el tercer prestamista que cotiza en bolsa más grande de Brasil.

Bradesco, con sede en la ciudad de Osasco, elevó el jueves su orientación anual para provisiones a entre 18.000 millones de reales y 20.000 millones de reales (5.520 millones de dólares y 6.140 millones de dólares), más que la estimación previa de entre 16.500 millones de reales y 18.500 millones de reales.

El banco dijo que el crecimiento de su libro de préstamos podría o permanecer estable o caer hasta en un 4 por ciento este año, frente a previsiones anteriores de Bradesco que apuntaban a un incremento del crédito de entre un 1 y un 5 por ciento.

Las advertencias remarcan los esfuerzos del presidente ejecutivo Luiz Carlos Trabuco por fortalecer la hoja de balance del banco y proteger ganancias ante el fuerte aumento de los incumplimientos.

Bradesco y sus rivales enfrentan una caída de la actividad y las consecuencias de una amplia investigación por corrupción en empresas estatales y grandes prestamistas corporativos, que han provocado un aumento al doble en las declaraciones de bancarrota en Brasil en el último año.

Algunas grandes compañías, como el dueño de plataformas petroleras para alquiler Sete Brasil Participações SA y la telefónica Oi SA, buscaron la protección judicial ante acreedores durante el segundo trimestre.

Las utilidades de Bradesco incumplieron las expectativas en el segundo trimestre, presionadas por un alza de 33 por ciento en las provisiones totales durante el último año e indicaciones de que los prestatarios se resisten a pagar más intereses en nuevos préstamos.   Continuación...