RPT-Uruguay refuerza política monetaria contractiva para pelear contra inflación

miércoles 9 de abril de 2014 07:02 GYT
 

(Repite nota enviada en la noche del martes, texto sin cambios)

MONTEVIDEO, 8 abr (Reuters) - El Banco Central del Uruguay ratificó el martes su política monetaria contractiva para contener una inflación que supera la meta oficial, al reducir el rango de crecimiento del dinero en el mercado para el segundo trimestre del año y promover la inversión doméstica en instrumentos financieros.

Tras su primera reunión trimestral en 2014, el Comité de Política Monetaria (Copom) recortó el rango de expansión interanual del dinero a entre un 10 y un 13 por ciento para el período abril-junio, desde un 13 y un 15 por ciento en enero-marzo.

El objetivo es controlar el ritmo de crecimiento del circulante en el mercado para contener la demanda y frenar el alza de los precios minoristas. La inflación aumentó un 9,73 por ciento en los últimos 12 meses a marzo, por encima del 7 por ciento previsto por las autoridades para 2014.

"En un contexto macroeconómico equilibrado la inflación continúa siendo tema central en las preocupaciones de la política monetaria", dijo el Copom en un comunicado.

En esta línea, el presidente del banco central, Alberto Graña, anunció la habilitación de un fondo de inversión para los ahorros domésticos. Se tratará de un fideicomiso, a ser administrado por entidades privadas, que ofrecerá letras de regulación monetaria a 30 días y con bajos costos.

"Pretendemos alcanzar de manera directa, a través de los corresponsales, a los titulares de las cuentas de ahorro, las cuentas corrientes y los depósitos a la vista", dijo el funcionario.

Dichos agregados monetarios representan el 82 por ciento del total de los depósitos en moneda nacional y el banco confía en que atraerá un importante monto hacia el fondo de inversión, aunque no quiso especificar una cifra.

"La importancia de fortalecer los mecanismos de transmisión de la política monetaria (con esta medida), se ve realzada y reafirmada si repasamos los elevados niveles de inflación", explicó Graña.

Ante la presión de los precios minoristas el Ministerio de Economía resolvió el descuento del Impuesto al Valor Agregado (IVA) en las tarifas públicas, así como el congelamiento de los precios de una canasta de producto básicos, en acuerdo con los supermercados.

La economía uruguaya registró en 2013 una expansión de un 4,4 por ciento, apuntalada por la demanda interna y la inversión. Para este año las autoridades estiman un crecimiento de un 3 por ciento y el mercado prevé un alza de un 3,2 por ciento, de acuerdo con el último sondeo entre analistas del banco central. (Reporte de Malena Castaldi)