Perú subastará tesoro del encarcelado jefe de inteligencia del ex presidente Fujimori

viernes 25 de julio de 2014 14:39 GYT
 

LIMA, 25 jul (Reuters) - El encarcelado ex jefe de inteligencia y otrora todopoderoso de Perú, Vladimiro Montesinos, pudo en un momento montar una joyería privada en su casa.

Contaba con una colección de excéntricas alhajas, incluyendo un reloj en oro forrado con incrustraciones en diamantes, que fue presentada el viernes en urnas de vidrio y terciopelo en la antesala de una subasta que realizará el Estado peruano en agosto.

Tras permanecer en las bóvedas del Banco de la Nación, las 152 joyas decomisadas a fines del 2000 a quien fue considerado el verdadero poder detrás del ex presidente Alberto Fujimori -preso por abuso a los derechos humanos y corrupción- podrían costar al menos 1 millón de dólares, afirmaron las autoridades.

Las alhajas recuerdan la extravagancia en la que vivía el ex jefe de inteligencia, quien escapó del país a bordo de un velero cuando detonó el mayor escándalo de corrupción en la historia del país que derrumbó el gobierno de una década de Fujimori hace 14 años.

Entre los objetos que pertenecían a Montesinos -de 69 años y quien cumple condena en una base naval de Lima por corrupción, tráfico de armas y por organizar y liderar un grupo paramilitar- se van a subastar 39 relojes de oro, algunos de estos piezas únicas fabricadas a pedido.

El más costoso: uno de la marca suiza Corum con más de 300 incrustraciones de diamantes valorizado en unos 160.000 dólares. Tiene un diamante hasta en la perilla.

Muchas piezas tienen grabadas sus iniciales VMT o incluso su fecha de nacimiento.

Una de las joyas es un llavero de oro en forma de alfil y otra tiene grabada esa palabra, rememorando la capacidad de estratega que muchos le atribuyeron a quien grababa en video los encuentros en los que entregaba fajos de billetes a políticos, legisladores y dueños de medios de comunicación.

Las joyas -en las que también hay cadenas con placas de oro y brillantes, y sortijas- serán subastadas el 18 y 19 de agosto en el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos.

"Con esto vamos a poder cerrar uno de los capítulos de la lucha contra la corrupción en el país (y) lo más importante monetizar todos estos activos a favor de los intereses del Estado", dijo a la prensa María Sosa, presidenta de la comisión de bienes incautados.

El dinero recaudado será destinado a las entidades que combaten la corrupción y el crimen organizado, agregó. (Reporte de Patricia Vélez. Editado por Mónica Vargas)