Candidato oficialista Scioli apuesta al "cambio gradual" para llegar a la presidencia argentina

jueves 9 de abril de 2015 09:00 GYT
 

Por Nicolás Misculin y Richard Lough

BUENOS AIRES, 9 abr (Reuters) - El principal candidato oficialista a la presidencia de Argentina, Daniel Scioli, tiene por delante un enorme desafío para ganar las elecciones de este año: conquistar a los votantes independientes sin perder su base tradicional de seguidores en un país políticamente polarizado.

Para lograrlo, su equipo de campaña acuñó el concepto de "cambio gradual", que combina las políticas de intervención económica del actual Gobierno con promesas de transformación.

Al defender públicamente decisiones económicas del Gobierno como la estatización de la mayor petrolera del país, Scioli busca asegurarse los votos oficialistas, mientras que con la promesa de moderación pretende despertar la simpatía de los ciudadanos cansados del estilo frontal de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

"Se necesitan reformas, no necesita una revolución Argentina. Necesita mejoramientos, evoluciones. Nosotros creemos para todo en el gradualismo", dijo a Reuters el jefe del equipo de campaña del candidato, Jorge Telerman, en una entrevista.

En agosto Scioli, de 58 años y con un perfil más amigable con los mercados que la actual presidenta, competirá en las primarias con el ministro del Interior y Transporte, Florencio Randazzo, a quien supera claramente en intención de voto, para definir el candidato del Gobierno.

Scioli se ha mostrado como un duro defensor del Gobierno en las últimas semanas, en busca de los votos oficialistas que le permitan superar los comicios primarios. Una fuente cercana al candidato destacó que recién entonces empezará a proponer medidas de gestión que lo diferenciarán de Fernández.

"En el caso de que gane Scioli, va a ir a buscar el voto independiente, porque seguramente vamos a tener balotaje, y ahí se necesitan muchos votos independientes. Scioli sabe eso y va a ir en busca de eso", dijo el analista político Ricardo Rouvier.

Las encuestas muestran que Scioli, que gobierna desde hace ocho años la provincia de Buenos Aires, el distrito más poblado del país, obtendría casi un 30 por ciento de los votos en la primera rueda electoral de octubre, el mismo nivel que el líder opositor de centroderecha Mauricio Macri, que recientemente cerró una alianza con el partido tradicional UCR.   Continuación...